Las ofertas de empleo con título universitario vuelven a superar a las que piden una FP

Unas pocas décimas separan a las dos ramas formativas, ambas con más de un 38% de peso en las búsquedas

FP y Universidad Pulsar sobre el gráfico para ampliar

La Formación Profesional (FP) no consiguió mantener en 2019 la estela que inició un año antes, cuando sus titulados lograron convertirse en la opción predilecta de los empleadores y su búsqueda superó a la de los graduados universitarios. Hace dos ejercicios, según los datos de Infoempleo y Adecco, el 42,3% de las ofertas de trabajo requería a perfiles que tuviesen bajo el brazo una titulación de grado medio (17,82%) o superior (24,44%), frente al 38,5% que exigía un egresado salido de la facultad. En 2019 las tornas han cambiado y, por apenas unas décimas, los universitarios (38,76%) vuelven a superar a los que cuentan con un título de FP (38,48%).

Con todo, y aunque el peso de la FP en las ofertas muestra un cambio de tendencia y se reduce en 3,5 puntos porcentuales, la importancia de esta opción formativa sigue siendo notable dentro de todo el mercado laboral, explica el director de Adecco Group Institute, Javier Blasco. Así, “las personas que han estudiado un grado medio o superior de FP siguen siendo uno de los colectivos con mayores posibilidades de encontrar empleo”, si bien, la titulación escogida “jugará un papel relevante en la búsqueda”.

Dentro de la FP, prosigue Blasco, el grado superior es el que presenta mayor empleabilidad. Con todo, cabe destacar que el 41% de las ofertas de empleo que incluyen entre sus requisitos estar en posesión de un título de FP no especifica la familia profesional o estatus formativo, esto es, la categoría media o superior.

Del 59% restante, las áreas que más ofertas reciben dentro del mercado de la FP son, en este orden, la Administración y Gestión (15,3%), la Electricidad y Electrónica (9,6%), la Fabricación Mecánica (7,4%), la Instalación y Mantenimiento (6,8%) y la Informática y Comunicaciones (4,2%). Estas cinco especialidades profesionales se reparten el 43% de las ofertas que buscan a candidatos de esta opción formativa, cifra que aumenta en siete puntos si se compara con los datos de la edición anterior, cuando esta media decena concentraba el 36% de las ofertas.

El resto de áreas que han recibido un mayor número de búsquedas para titulados en FP han sido el Comercio y Marketing (3,4%), la Hostelería y Turismo (2,2%), el Transporte y Mantenimiento de vehículos (1,9%), la Sanidad (1,7%) y la Química (1,1%). La parte baja de la tabla la ocupan las ofertas de Agraria, Seguridad y Medio Ambiente, Actividades Físicas y Deportivas y Madera, Mueble y Corcho, entre otras. Todas estas categorías, en conjunto, apenas alcanzan el 1% de las ofertas.

Fuentes del Ministerio de Educación explican a este diario que aunque las ofertas laborales para la FP hayan bajado en 2019 respecto a 2018, este área de estudio sigue siendo “vital” tanto para el “futuro próximo del mercado laboral” como para “la recuperación económica que vendrá” tras el impacto económico de la crisis del Covid-19. Desde el Ministerio, donde siguen “con detalle” todas estas estadísticas, recuerdan que el Gobierno ha presentado recientemente un plan que movilizará 1.500 millones de euros en cuatro años para poner en marcha un nuevo “sistema único de FP que garantice la actualización permanente de contenidos y materias a lo largo de la vida de estudiantes y población activa”.

Más técnicos

En 2019, apunta Blasco, se observa otro cambio de tendencia. Así, “se incrementa el número de ofertas dirigidas a graduados de FP para cubrir puestos de empleados, mientras que desciende el número de vacantes para las categorías de dirección, mandos intermedios y técnicos”, si bien estos últimos siguen copando la mayoría de las búsquedas.

Por categoría profesional, el porcentaje de puestos para cubrir cargos de mandos intermedios (10,39%) y técnicos (49,31%) se ha reducido en comparación con el año anterior (11,32%y 51,02%, respectivamente). Los puestos para dirección también muestran una leve caída (1,13% en 2019 por 1,27% en 2018). El mayor aumento se refleja en los puestos dirigidos a empleados rasos, que pasan de un 36,39% en 2018 a un 39,16% en este ejercicio, con un aumento de casi tres puntos.

Así, aunque los técnicos experimentan la mayor caída (de casi dos puntos), acaparan en la actualidad el 49,31% de la oferta. Esta realidad, recuerdan desde el Ministerio, hay que tenerla muy en cuenta: “Gran parte de los titulados en FP comienzan a trabajar en puestos de relevancia y cuentan con una de las mayores progresiones salariales”. Según datos de Educación, un titulado de FP con 30 años de trayectoria supera en ingresos a un graduado con la misma experiencia (23.300 euros frente a 21.600 euros).

Distribución geográfica

La demanda de FP se reparte de manera desigual entre las diferentes comunidades. En concreto, seis de cada diez ofertas de empleo que requieren de estas titulaciones son para trabajos en Cataluña, la Comunidad de Madrid y País Vasco, si bien las dos primeras reducen el número de ofertas en 2019 respecto al año anterior. Muy por debajo se encuentra Andalucía, que concentra un 7,9% y pasa a ocupar la cuarta posición. En quinto lugar se sitúa la Comunidad Valenciana (7,2%) y en sexto, Castilla y León, con un 6,2% de la oferta. Extremadura y Ceuta y Melilla, en conjunto, no llegan a sumar el 1% de las ofertas de trabajo de todo el país.

Normas
Entra en El País para participar