Entrevista

Beatriz Barros (Axa IM): “Las megatendencias van a concentrar la recuperación y son el futuro”

La experta asegura que temas como la longevidad, la robótica, las tecnologías o la economía limpia ofrecen grandes oportunidades de inversión

Beatriz Barros, directora general de Axa Investment Managers para España.
Beatriz Barros, directora general de Axa Investment Managers para España.

El momento no es el mejor para la inversión. Así lo percibe Beatriz Barros de Lis, directora general de Axa IM para España. Pero tiene una firme confianza en que la gestora conseguirá rentabilidades para sus clientes. En su opinión, hay que descartar estrategias clásicas, como la selección por sectores o zonas geográficas, y centrarse en las megatendencias.

¿Cómo definiría el escenario actual para la industria de inversión?

La industria de inversión se ­enfrenta a grandes desafíos por el escaso crecimiento económico y el nivel de los tipos. El mayor reto es conseguir que los inver­sores tengan una rentabilidad interesante en los próximos años, y el entorno no es excesivamente favorable. También vamos a tener una mayor regulación.

¿Qué herramientas tienen para afrontar el momento?

La tecnología nos ayuda a invertir de manera más eficiente, con la utilización de inteligencia artificial o el big data; son herramientas de las que sin lugar a dudas se va a beneficiar la industria de los fondos de inversión para la gestión de activos. Por otro lado, va haber una mayor necesidad de asesoramiento, de ahorro para completar las pensiones, y este es un motor importante que va hacer que nuestro sector mejore, se actualice y crezca.

¿Cómo van a buscar rentabilidad para los inversores?

Los inversores van a tener que hacer lo que nosotros llamamos diversificar fuentes de rentas. Hay que ir más allá de lo tradicional. Por ejemplo, en renta fija buscar aquellos bonos que puedan ofrecer una ganancia adicional como son los de alta rentabilidad o high yield. En renta variable hay que ser superselectivo; hay que encontrar aquellas empresas que tengan más posibilidades de aprovechar el crecimiento económico.

¿Qué tipo de empresas son?

Las que están en el ámbito de la tecnología, de la economía digital, en determinados sectores dentro de la megatendencia de la longevidad, y las que se mueven en temas como la robótica o la economía limpia o transición energética. En este tipo de tendencias es donde vamos a ver oportunidades importantes desde el punto de vista de la inversión. Son temas que nos resultan cercanos y son el futuro de la inversión.

¿Se antepone la megatendencia a la selección de sectores y zonas geográficas?

Sí. Hay que tener en cuenta que ahora la mayor parte de las empresas generan sus beneficios fuera del país donde cotizan. Por otro lado, han diversificado sus negocios. Esto significa que muchas son multisectoriales, ya no generan ganancias en un solo sector.

¿Qué tipo de estrategia ve más acorde para el momento: la gestión activa o pasiva?

Creo que es momento para insistir mucho en que la gestión pasiva, que no discrimina, no nos permite acceder a oportunidades muy buenas. No es lo mismo entrar en el mercado a través de un índice donde puedes tener experiencias negativas que hacerlo de la mano de un experto que sabe y conoce las compañías que generan cash flow suficientes, que son sólidas, con buenos balances y que tienen capacidad para hacer frente a todos los pagos. Es más importante ahora fijarse en las megatendencias que van a concentrar el crecimiento y no invertir en un índice geográfico. Pensamos que hay que irse a activos donde la gestión activa sea importante.

En enero lanzaron un fondo de renta variable china en plena pandemia...

China es una muy buena oportunidad de inversión a largo plazo. Como gestora siempre hablamos de largo plazo.

¿Qué aportan los criterios ESG a los fondos de Axa IM?

La ESG y la inversión socialmente responsable son el presente y el futuro. Tenemos de manera interna y propia un sistema de clasificación, un rating y un scoring, al que tienen acceso todos nuestros gestores. Todo esto se refleja en los productos, y el inversor sabe dónde se está metiendo. Por otro lado, tenemos fondos de impacto, que van directamente a esa E, S o G. Por ejemplo, disponemos de un fondo de bonos verdes que emiten compañías ligadas generalmente al sector verde para financiar proyectos verdes, otro que invierte en empresas donde la mujer tiene una alta presencia en órganos directivos, y uno que apuesta por aquellas entidades que han desarrollado las mejores prácticas en cuanto a relaciones laborales.

¿Hacia dónde van las novedades en inversión socialmente responsable?

Todo lo que es transición energética, reducción de la huella de carbono, consumo de agua… Creo que se va a potenciar mucho el tema medioambiental.

¿Cambia algo la política de inversión con el fondo de recuperación europeo?

Es pronto para saberlo. La implementación va a ser larga y complicada, pero son medidas que estimulan el crecimiento y eso es positivo para las inversiones.

¿Cómo desarrollaron la actividad durante el confinamiento?

Ha sido una prueba de fuego que hemos pasado todas las empresas. Hemos sido capaces de atender a nuestros clientes sin ningún tipo de disrupción, siendo rápidos en nuestras respuestas. La parte de contacto humano se ha suplido con videoconferencias. Son tecnologías que han llegado y van a formar parte de nuestra vida laboral por muchos años, por múltiples motivos, no solo sanitarios, también por razones puramente ecológicas.

¿Cuál era la mayor preocupación del cliente? ¿Hay diferencias con respecto a la crisis de 2008?

Lo que más les preocupaba fue la liquidez. Veníamos de una gran crisis financiera, donde precisamente la liquidez fue una de las grandes inquietudes. Pero su comportamiento ha sido radicalmente distinto al de cualquier otra crisis. Todos ayudamos a los clientes a entender que la mejor idea desde luego no era retirarse del mercado y asumir unas pérdidas que lo más seguro es que se iban a recuperar. Y la verdad es que la recuperación fue tan rápida que afortunadamente pudieron estar muy agradecidos de este movimiento. La cercanía del asesoramiento y la experiencia de la gran crisis financiera les ha ayudado.

Normas
Entra en El País para participar