Air France-KLM recortará 5.000 empleos tras perder 4.413 millones en el semestre

KLM anuncia 1.500 despidos adicionales a pesar del plan de rescate del Gobierno holandés

Avión del grupo Air France-KLM en el centro de entregas de Airbus en Colomiers (Francia), en septiembre de 2019.rn
Avión del grupo Air France-KLM en el centro de entregas de Airbus en Colomiers (Francia), en septiembre de 2019. AFP

El grupo de aerolíneas Air France-KLM ha registrado en el primer semestre del año unas pérdidas netas de 4.413 millones de euros, según los resultados que la compañía ha dado a conocer este viernes, en gran medida lastrados por la caída de la demanda de viajes como consecuencia de la crisis sanitaria del Covid-19. Las pérdidas de la empresa durante el semestre se multiplicaron casi por 20 respecto a las registradas en el mismo periodo de 2019, cuando alcanzaron los 226 millones. Esta semana la rama neerlandesa (KLM) anunció 1.500 despidos adicionales que harán que su plantilla se recorte en 5.000 puestos debido a la pandemia.

La aerolínea con sede en París ha señalado que el volumen de pasajeros no se recuperará hasta niveles precovid antes de 2024, y aunque la demanda de viajes de corto y medio alcance ha aumentado en junio y julio, las perspectivas para los meses de otoño, tradicionalmente de menor tráfico, siguen siendo inciertas.

En cuanto a los ingresos, la compañía registró una caída del 52,2%, hasta los 6.201 millones en el primer semestre, respecto a los 12.963 millones registrados en el mismo periodo de un año antes, mientras que el resultado bruto de explotación (Ebitda) fue negativo, hasta los 840 millones en comparación con los beneficios de 1.610 millones del primer semestre de 2019.

Solo en el segundo trimestre, la compañía registró unas pérdidas netas de 2.614 millones de euros, respecto a las ganancias de 98 millones registrados en el mismo trimestre de 2019. Las pérdidas del segundo trimestre incluyeron deterioros en aviones Airbus A380 y A340, que la compañía está retirando gradualmente, después de que el tráfico se desplomase casi por completo en el mes de abril.

A finales de junio, Air France-KLM tenía a su disposición 14.200 millones de euros en liquidez y líneas de crédito que incluyen un paquete de rescate y préstamos por 10.400 millones de euros de los Gobiernos francés y holandés.

KLM anuncia 1.500 despidos más, pese al rescate

La aerolínea neerlandesa ha anunciado esta mañana 1.500 despidos adicionales que justifica en una reestructuración necesaria para recortar en un 50% las emisiones de CO2 hasta 2030 y por la crisis de demanda a raíz del coronavirus.

La aerolínea ha señalado que su fuerza laboral, de 33.000 empleados antes de la pandemia, se verá reducida en un 20% en 2022. En un comunicado, la compañía explicó que la reducción de personal se hará de diferentes formas, entre ellas la no renovación de contratos temporales (1.500 puestos) y un esquema que promueve salidas voluntarias de la empresa (al que espera que se apunten unos 2.000 empleados), además de 500 jubilaciones que no serán sustituidas. El cómputo total ascenderá a unos 5.000 trabajadores.

El despido directo amenaza los puestos de aproximadamente 1.500 trabajadores, lo que incluye 500 empleos entre el personal de tierra, 300 entre el de cabina, 300 pilotos y unos 500 puestos de la filial holandesa en el grupo aéreo Air France-KLM. El director ejecutivo de la aerolínea aseguró que "en todos los escenarios, la demanda solo se recuperará en 2023 o en 2024". Air France, por su parte, planea recortar 6.500 empleos, equivalentes al 16% de su plantilla, hasta 2022.

Los gobiernos francés y holandés ayudaron a sus aerolíneas de bandera, fusionadas en 2004, con un plan de rescate valorado en 10.400 millones de euros compuestos por una mezcla de préstamos y de garantías de préstamo.

Las condiciones impuestas por el gobierno holandés incluyen recortes salariales para los ejecutivos y pilotos, y la prohibición de entregar bonos y dividendos.

Normas
Entra en El País para participar