Operaciones corporativas

Villar Mir negocia la entrada de los Amodio en OHL tras darse carpetazo a la fusión con Caabsa

Las partes cierran el periodo de exclusividad para negociar la fusión de OHL y la mexicana

Imagen de una obra de OHL.
Imagen de una obra de OHL.

OHL y la familia Amodio, los empresarios mexicanos propietarios de Caabsa, han dado por terminadas, sin llegar a ningún acuerdo, las conversaciones que mantenían en exclusiva para llegar a una fusión de la firma española con la constructora azteca Caabsa. Tras anunciar el 4 de febrero la posibilidad de una fusión, sujeta a que la CNMV dispensara a Caabsa de la obligación de lanzar opa, esta mañana OHL ha informado al supervisor del cierre sin éxito de las negociaciones.

No obstante, OHL también ha indicado que el Grupo Villar Mir, propietario del 33,3% del capital de la cotizada, sigue manteniendo contactos con los hermanos Amodio, pero en este caso de cara a la venta de un paquete accionarial. Se vuelve, de este modo, al punto de partida del mes de octubre. Y es que, el primer acercamiento de los mexicanos fue para la entrada directa en el accionariado, surgiendo posteriormente la posibilidad de integrar OHL y Caabsa.

OHL 0,59 0,60%

El condicionante entonces era que estos inversores mexicanos no superaran el umbral del 30% de OHL a partir del cual es obligatorio lanzar una opa. En aquel momento se barajó una ampliación de capital de OHL por el 20%, que sería cubierta en exclusiva por los Amodio, a lo que se sumaría la venta de títulos por parte del Grupo Villar Mir. Una posibilidad que se reservaba explícitamente el holding de Juan Miguel Villar Mir.

En el nuevo escenario, marcado por la pandemia del Covid-19, distintas fuentes aseguran que los nuevos entrantes tendrían acceso a una menor parte del capital. La clave, según apuntan, está en si Villar Mir está dispuesto a vender tras el desplome de prácticamente el 50% que sufre el valor de las acciones de OHL en lo que va de año.

Baja el límite a las ampliaciones de capital

OHL ha enviado una segunda comunicación esta mañana a la CNMV con la modificación del orden del día de la junta de accionistas. Se trata de que el consejo pueda poner en marcha ampliaciones, con exclusión o no del derecho de suscripción preferente, limitándose ahora al 20% del capital social. En la convocatoria inicial (punto decimoprimero) esta posibilidad estaba abierta hasta el 50%.

Desde OHL se ha argumentado que el nuevo tope en el volumen en que OHL puede recapitalizarse se debe "a la volatilidad observada en el mercado y a las incertidumbres generadas entre los inversores".

La junta delegó en 2014 en el consejo la posibilidad de ampliar capital hasta en un 50% (máximo que permite la Ley de Sociedades de Capital), iniciativa que expiró en 2019. En la renovación de esta delegación, OHL ha ajustado ahora el nivel máximo de ampliación al citado 20% en respuesta a que el Código de Buen Gobierno también pone como techo el 20% del capital a los derechos de suscripción preferente.

Difícil entorno para el entendimiento

La operación de fusión planteada en febrero, y a la que se ha dado carpetazo esta mañana, daba a a la familia Amodio el papel de accionista de referencia de la sociedad resultante, con un paquete del 31% y el 35% del capital. Superaban por lo tanto a Grupo Villar Mir, cuya participación de un tercio quedaba diluida al 23%. Los potenciales nuevos accionistas de referencia iban a aportar los activos y negocios de Caabsa, más 50 millones de euros.

Por entonces, el 31% de OHL estaba valorado en 107 millones, cifra que cae en el actual cotexto a 49 millones. El paso de las semanas, y el avance de la pandemia, no solo ha hecho que se deteriore el valor de OHL, hasta cotizar en el entorno de los 0,6 euros por título, sino que el peso mexicano también se ha devaluado.

Todo ello ha influido en un desenlace sin pacto, independientemente de que los Amodio debían vencer la resistencia de la CNMV, que podía obligar a una opa. La compañía justificaba esa petición "por tratarse de una fusión con objetivo industrial o empresarial" según lo previsto en el artículo 8.g) del Real Decreto 1066/2007, de 27 de julio sobre el régimen de las ofertas públicas de adquisición de valores.

Esta operación de integración también estaba pendiente de las condiciones de financiación de OHL. El anuncio de hoy llega después de que la constructora española haya comunicado el cierre de una línea de crédito de hasta 140 millones, avalada por el ICO, para garantizar la liquidez del grupo durante la crisis del coronavirus.

Normas
Entra en El País para participar