Coyuntura

China creció un 6,1% en 2019, el menor ritmo en 29 años

La guerra comercial pasa factura y el crecimiento se frena cinco décimas respecto a 2018

Operario en una fábrica china.
Operario en una fábrica china. AFP

China ha ralentizado su crecimiento cinco décimas en 2019, hasta un 6,1%. Aunque la cifra está dentro del objetivo oficial de crecer entre el 6% y el 6,5%, se trata del menor alza del PIB en 29 años, desde 1990. En términos trimestrales, la economía mantuvo su ritmo en el último trimestre del año, cuando creció un 6%, lo mismo que en el tercero, si bien arrancó el ejercicio con un 6,4%. En términos nominales, la producción total de China ascendió el año pasado a 99,09 billones de yuanes, 12,94 billones de euros.

La guerra comercial con Estados Unidos y la desaceleración de la inversión han marcado el ejercicio, del que la Oficina Nacional de Estadística (ONE) reconoce los "crecientes riesgos y desafíos tanto a nivel nacional como internacional". Queda por ver si los últimos datos económicos, menos negativos, y la tregua comercial con Estados Unidos reavivan el crecimiento. Para ello se esperan también nuevos estímulos oficiales.

Pekín ha adoptado medidas tanto monetarias, estimulando la concesión de créditos por parte de la banca, como fiscales, mediante los recortes de impuestos y abriendo la mano para que los gobiernos regionales financien proyectos de infraestructuras.

Según Reuters, los analistas esperan que la economía siga frenando y crezca un 5,9% en 2020. El objetivo del Gobierno chino, más allá de las cifras anuales de crecimiento, pasa por duplicar el PIB en la década que termina este año y convertir al país en una nación "moderadamente próspera". En este contexto, las autoridades hablan de un cambio de modelo desde uno basado en manufacturas y "crecimiento rápido" a otro orientado al consumo y al "crecimiento de alta calidad".

Además, hoy se han publicados datos de producción industrial de diciembre, que ha crecido hasta el 6,9% desde el 6,2% cuando se esperaba una nueva caída hasta el 5,9%. Las ventas minoristas han crecido el 8% interanual (se preveía un 7,8%) y la inversión inmobiliaria se ha frenado hasta el 9,9% en los primeros 11 meses del año.

Normas