Telecomunicaciones

Así es el nuevo organigrama de Telefónica

Del consejero delegado, Ángel Vilà, dependerá las unidades de tecnología y arquitectura, digital consumer y bussiness solutions

Telefónica Pulsar para ampliar el gráfico

Uno de los cambios de reestructuración de Telefónica anunciado este miércoles consiste en una nueva organización de Telefónica España, que persigue "impulsar aún más el crecimiento, tras nueve trimestres consecutivos de mejora de los ingresos de la compañía en este mercado, a la vez que pone aún más foco en el cliente", señala una nota de la compañía.

De acuerdo con los cambios anunciados, del consejero delegado, Ángel Vilá, dependerán, además los cuatro principales países (España, Reino Unido, Alemania y Brasil), Telefónica Tech y Telefónica Infra, otras tres direcciones: tecnología y arquitectura, digital consumer y business solutions. 

La primera unidad, Tecnología y Arquitectura, definirá las directrices tecnológicas estratégicas del Grupo. Enrique Blanco se incorpora al Comité Ejecutivo para liderar este ámbito. "Cuenta con una larga experiencia en la compañía como responsable de tecnología", explica la compañía.  

La segunda unidad, Digital consumer, "tiene como objetivo principal definir los nuevos modelos de relación con el cliente, mejorar su experiencia utilizando servicios digitales, desarrollos y productos innovadores". Al frente de la misma estará Chema Alonso, quien es actualmente Chief Data Officer de Telefónica y responsable de liderar el proyecto de Inteligencia Cognitiva de la compañía, ofreciendo un nuevo modelo de relación con los clientes. 

La tercera unidad, Business Solutions, está encaminada a "potenciar la multicanalidad, la relación con mayoristas y el desarrollo global de producto B2B. Para aprovechar sinergias y oportunidades con el área de Telefonica Tech se situará al frente del mismo a José Cerdán.

Hasta la spin off operativa de Hispanoamérica, anunciada este miércoles, sobre Vilá también recaía el control último de Hispam Norte e Hispam Sur. Asimismo, del consejero delegado dependían en última instancia otras dos unidades, recursos globales y comercial y digital, que con el nuevo organigrama desaparecen. 

Normas
Entra en El País para participar