Vestager, el azote de las tecnológicas, será la responsable de asuntos digitales

Josep Borrell se encargará de lograr "una Europa más fuerte en el mundo" en el nuevo equipo que encabezará Úrsula Von der Leyen

Vestager, el azote de las tecnológicas, será la responsable de asuntos digitales
Reuters

La futura presidenta de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen ya ha anunciado la configuración de su equipo basándose en los candidatos propuestos por cada uno de los países miembros, con la excepción de Reino Unido, que no ha nominado al suyo debido a que espera estar fuera del club el 31 de octubre. Los ocho vicepresidentes nombrados por von der Leyen serán los encargados de definir la estrategia de los "asuntos principales" de la Unión. Entre este reparto de tareas, destaca la asignación de la danesa Margrethe Vestager, que además de mantener su cargo de comisaria de competencia, coordinará los esfuerzos de la Unión en lo referente a asuntos digitales como vicepresidenta ejecutiva. 

Vestager ha realizado hasta el momento un estrecho seguimiento sobre las grandes tecnológicas que en ocasiones ha terminado en millonarias multas. La más cuantiosa de todas fue la que la Comisión interpuso en 2016 a Apple, compañía que se vio forzada a pagar 14.300 millones de euros entre sanción e intereses acusada de haber formado un esquema fiscal ilegal en Irlanda. Google también recibió una multa de 2.400 millones de euros por haber favorecido en su buscador sus propios servicios de compra online.

"Tenemos que actualizar nuestro mercado único en la era digital, necesitamos sacar el máximo provecho de la inteligencia artificial y el big data, debemos mejorar la ciberseguridad y trabajar para conseguir nuestra propia soberanía tecnológica", ha afirmado von der Leyen en referencia al nombramiento de Vestager.

El plantel de vicepresidentes ejecutivos de la Comisión lo completan el holandés Frans Timmermans y el letón Valdis Dombrovskis. Timmermans será el encargado de organizar el trabajo en lo referente a la nueva economía verde de Europa y dirigirá las políticas relacionadas con el cambio climático mientras que Dombrovskis asumirá las tareas relacionadas con la economía social y servicios financieros.

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores en funciones Josep Borrell será el vicepresidente responsable de fortalecer la posición de la Unión Europea en el mundo. La checa Vera Jourová (valores y transparencia), el griego Margaritis Schinas (protección del estilo de vida europeo), el eslovaco Maros Sefcovic (relaciones inerinstitucionales y previsión) y la croata Dubravka Suica (democracia y demografía) cierran el cupo de vicepresidentes.

La cartera de Economía recaerá en el ex primer ministro italiano Paolo Gentiloni. Roma ha estado durante meses enfrentado con Bruselas por su reiterado incumplimiento de los objetivos fiscales pactados y su elevada deuda pública, pero el nuevo Ejecutivo respaldado por el socialdemócrata PD (partido de Gentiloni) quiere tender puentes con Bruselas.

Von der Leyen aseguró que confía en la amplia experiencia de Gentiloni y dijo que el italiano "sabe perfectamente cuáles son los asuntos importantes", al tiempo que descartó que la decisión final sobre un potencial procedimiento de infracción por la deuda italiana pudiera estar en manos de Gentiloni. "La decisión la toma el colegio de comisarios", aseguró.

Un irlandés para negociar con Londres

Un fuerte crítico de la manera en la que Reino Unido ha afrontado las negociaciones de su salida de la Unión, el irlandés Phil Hogan, se llevará la cartera de Comercio, muy activa durante la pasada legislatura por la firma de varios tratados de libre comercio con terceros países y la gestión de las tensiones comerciales con Estados Unidos. Trump todavía mantiene la amenaza de empezar a aplicar aranceles sobre los vehículos fabricados en la Unión Europea el próximo mes de diciembre.

"El señor Trump ciertamente ha indicado su clara preferencia por las guerras comerciales frente a los acuerdos comerciales, si prosigue con su particular dinámica proteccionista, espero que la Unión continúe forjando sus propios acuerdos con el resto del mundo", ha dicho Hogan en declaraciones a la televisión irlandesa RTE.

La elección del irlandés es particularmente simbólica, ya que una vez se produzca el "brexit" la Unión Europea (UE) tendrá que negociar una nueva relación comercial con el Reino Unido, un proceso en el que el propio Hogan tendrá un papel fundamental. Al respecto aseguró que incluso en el caso de que haya un acuerdo de salida, se tardaría entre seis y ocho meses en conformar las nuevas relaciones comerciales entre la Unión y su antiguo miembro.

Von der Leyen aseguró que conoce a Hogan como un "negociador excelente y muy justo" y que ha gestionado "de forma brillante" la cartera de Agricultura, y confió en que la marcha británica de la UE, "si sucede", sea "no el final de algo sino el inicio de una relación futura" que espera sea "buena".

También relevantes son las carteras de Agricultura, que asume el polaco Janusz Wojciechowski; Interior, para la sueca Ylva Johansson, Justicia, que llevará el belga Didier Reynders; o Mercado Interior, para la francesa Sylvie Goulard, quien también asumirá competencias sobre Defensa y Espacio.

Con catorce hombres y trece mujeres, es una Comisión con una paridad casi perfecta en cuanto a género (con una comisaria dedicada exclusivamente a la tarea de Igualdad, la maltesa Helena Dalli), que cumple con la promesa que hizo Von der Leyen al Parlamento Europeo en julio. 

Normas