Los coches eléctricos tendrán que hacer ruido obligatoriamente a partir de 2021

Los coches eléctricos tendrán que hacer ruido obligatoriamente a partir de 2021

A partir de 2021 los coches eléctricos dejarán de ser tan sigilosos

Es curioso como la tecnología es capaz de cambiar por completo el concepto de automóvil que teníamos hasta ahora, obligándonos a transformar nuestra percepción del vehículo respecto de cómo lo entendíamos hasta ahora. Digo esto porque la mayor parte del bullicio de las ciudades ha venido de parte de los coches. Vehículos a motor que en mayor o menor medida siempre ha emitido la rumorosidad suficiente como para saber que un vehículo se aproximaba a nosotros sin tan siquiera tener que mirar. La llegada del coche eléctrico e híbrido va a cambiar eso por completo, y va a transformar completamente el entorno urbano. Hasta tal punto que la nueva directiva europea de circulación obligará a estos coches a emitir sonido.

¿Te encanta el silencio de tu coche eléctrico? Pues también tendrá que hacer ruido

Todos los vehículos eléctricos e híbridos que lleguen a las carreteras europeas a partir de 2021 tendrán que equipar obligatoriamente el sistema Avas (sistema de alerta acústica de vehículos) que no deja de ser otra cosa que un sonido artificial emitido por el vehículo para hacer constar a los peatones que se encuentra cerca de ellos. Por lo tanto, los vehículos eléctricos que han acabado con el sonido de los motores por completo, tendrán que sonar sí o sí. Ahora bien, no se trata de que emitan el mismo sonido que un motor de combustión, sino una señal acústica asociada a este tipo de vehículos.

Coche eléctrico
https://emobilitaet.online/news/produkte-und-dienstleistungen/5490-warngeraeusch-avas-fuer-e-fahrzeuge-ab-2021-verpflichtend


Esta señal acústica se activara por debajo de los 20 kilómetros por hora o a ocho metros de distancia del peatón. Esta es la distancia que se ha calculado como segura para que el peatón pueda escuchar que se acerca el vehículo eléctrico. Por encima de esa velocidad, la simple rodadura de los neumáticos sería capaz de advertir a los peatones la cercanía de un vehículo, aunque fuera eléctrico. Tal y como hemos conocido a través del medio germano emobilitaet, la asociación alemana de Ciegos e Impedidos Visuales reclama que el sistema Avas permanezca activo hasta una velocidad de 30 kilómetros por hora. Por tanto en un lustro los peatones nos acostumbraremos a escuchar las señales acústicas de los vehículos eléctricos, en lo que se convertirá sin duda alguna en un sonido estandarte de las ciudades del siglo XXI, muchos cambios se avecinan durante la próxima década en este sentido.

Normas