Microsoft flota por encima de la corriente bajista de las tecnológicas

Cada vez más empresas se mueven a la nube: la inercia va a seguir, y puede incluso reforzarse con una recesión

Satya Nadella, CEO de Microsoft.
Satya Nadella, CEO de Microsoft.

Microsoft está flotando por encima de la corriente descendente de la tecnología. El gigante del software, que con unos 820.000 millones de dólares de valor de mercado compite con Amazon.com por ser la compañía cotizada más valiosa, acumuló otro trimestre de fuerte crecimiento y ganancias a medida que más negocios se mueven hacia la nube. El cambio tiene años por delante y puede incluso acelerarse en una recesión. Y las menores preocupaciones regulatorias de Microsoft son otra ventaja.

Esta dinámica se refleja en los resultados de la compañía para el trimestre octubre-diciembre, publicados a última hora del miércoles. Anunció un crecimiento del 76% en Azure, el negocio que vende aplicaciones y servicios en las granjas de servidores de Microsoft. Eso, junto al crecimiento de las versiones online del paquete ofimático Office, ayudó a impulsar la línea superior de la compañía en un 12% interanual, hasta 32.500 millones de dólares en el período.

Microsoft tiene la inercia de los clientes a su favor. La firma vende software de empresa, y las empresas son reacias a cambiar de software a menos que exista una alternativa muy superior. Office, Windows y otras franquicias de Microsoft pueden considerarse negocios casi vitalicios que deberían arrojar dinero en efectivo por muchos años.

Lo que ha provocado que las acciones de Microsoft casi se tripliquen en los últimos cinco años, sin embargo, es el cambio a los servicios y el software online bajo la dirección de Satya Nadella. A los clientes les gusta tener la capacidad de acceder rápidamente a la potencia informática necesaria, las aplicaciones actualizadas automáticamente y dejar las tareas técnicas no deseadas, como llevar granjas de servidores, a los especialistas. También suele ser más barato, porque Microsoft y su rival Amazon pueden usar su escala para comprar y gestionar hardware de forma más eficiente que los clientes individuales.

Dicho esto, las empresas siguen gestionando mucha tecnología de la información y siguen creciendo los nuevos servicios que requieren el almacenamiento y la manipulación de grandes cantidades de datos. Este viento de cola hace que las acciones de Microsoft parezcan tener un precio razonable de alrededor de 22 veces las ganancias estimadas para los próximos 12 meses, de acuerdo con los datos I/B/E/S de Refinitiv.

Y tiene dos ventajas sobre sus mayores rivales tecnológicos. A diferencia de Facebook y Google, de Alphabet, que dependen en gran medida de la cíclica publicidad, Microsoft está algo protegido de una recesión económica. Además de la inercia, las empresas que buscan recortar costes pueden suponer más negocio para la nube. Y Microsoft, a pesar de los problemas de competencia del pasado, no se encuentra actualmente en el punto de mira de los reguladores al respecto o respecto a la privacidad de los datos, como sí lo están Google, Facebook y Amazon. Esto ayudará a Microsoft a mantenerse en lo alto.

Los autores son columnistas de Reuters Breakingviews. Las opiniones son suyas. La traducción, de Carlos Gómez Abajo, es responsabilidad de CincoDías

Normas