El Ibex firma su cuarta semana consecutiva al alza y sube un 7,6% en 2019: ¿se acabó el pesimismo?

Trump pone fin al cierre de Gobierno en EE UU durante al menos tres semanas

ibex directo
Vista de un panel de la Bolsa de Madrid EFE

Entre la espada y la pared. Así se encuentran los inversores que se esfuerzan día a día por sobreponerse a las voces que apuntan a una desaceleración de la economía mundial. Los temores a un enfriamiento de la economía son crecientes, pero esto no ha sido suficiente para acabar con las compras, que lograron imponerse. El Ibex 35 concluyó el viernes con un avance del 0,38%, subida que le deja a tan solo 15 puntos de los 9.200 registrados a lo largo de la semana. En los últimos cinco días la Bolsa española suma un 1,25% y firma la cuarta semana consecutiva al alza, algo que no sucedía desde mayo.

Los inversores se esfuerzan por ver el vaso medio lleno, a pesar de que las últimas noticias y datos que se han ido publicando vienen a corroborar que las economías se acercan paso a paso al fin de ciclo. El optimismo moderado que sigue planeando sobre las Bolsas es suficiente para que el Ibex sume ya un 7,56% en este inicio de año. Dentro de los índices europeos, solo el Mib italiano supera al selectivo en lo que va de 2019 con un rebote del 8,11%.

IBEX 35 9.194,20 -0,57%
EUR x USD 1,1211 -0,568%
GBP x USD 1,2590 0,000%

En la recta final de la semana las subidas del Ibex 35 estuvieron lideradas por valores cíclicos. ArcelorMittal avanzó un 5,54%; Sabadell, un 4,4% mientras Técnicas reunidas, CaixaBank y Acerinox sumaron un 3,11%, 2,66% y 2,37%, respectivamente. El sector bancario logró el viernes subirse a la corriente compradora. Bankia, avanzó un 1,97% mientras Santander y BBVA repuntaron un 1,9%. Bankinter, que el jueves comunicó un beneficio récord de 526,4 millones fue la entidad más regazada, limitando los ascensos al 0,36% después de que Citi, JP Morgan y Deutsche Bank actualizaran sus estimaciones sobre el valor dejando sin potencial al valor. En el lado opuesto se situaron Grifols (-2,14%), Merlin Properties (-1,65%) y Naturgy (-1,43%).

El Ibex 35 fue el índice más rezagado de Europa el viernes. Una jornada después de que el BCE mostrara una visión más pesimista sobre el devenir de la economía de la zona euro, los inversores decidieron sacudirse los miedos y optaron de manera decidida por las subidas. El Dax alemán fue la Bolsa con mejor desempeño tras avanzar un 1,36% y eso a pesar de que la prensa alemana publicó el jueves que el Gobierno estudia rebajar su previsión de crecimiento para 2019 desde el 1,8% al 1%. Ese mismo día, se publicaron los PMIs de Alemania y Francia que corroboraron que el ritmo de expansión sigue desacelerándose, con la economía creciendo en estos momentos a una tasa intertrimestral ligeramente superior a cero. La crisis del diésel y los chalecos amarillos se convierten en los principales responsable de este pobre comportamiento.

A la Bolsa alemana le siguieron el Mib italiano (1,26%) y el Cac francés (1,11%). Fuera de la zona euro, el FTSE británico cerró con un tímido recorte del 0,14% a expensas del resultado que coseche martes el plan B que presente Theresa May en el Parlamento.

Al otro lado del Atlántico, el Dow Jones avanzó un 0,75%, el S&P 500, un 0,85%, y el Nasdaq sumó un 1,29% después de Donald Trump aprobara un proyecto de ley para la reapertura de la Administración hasta el 15 de febrero. Los legisladores y la Casa Blanca continuarán durante este plazo debatiendo la aprobación de fondos con los que financiar el muro que separa la frontera entre EE UU y México, proyecto para el cual no existe acuerdo. El presidente da así su brazo a torcer, al menos, de manera temporal, después de que hayan aumentado las voces críticas que le culpan de obstaculizar los presupuestos.

La próxima semana, el mercado seguirá muy de cerca el devenir de las negociaciones entre EE UU y China después de que en los últimos días se haya llegado a poner en duda el devenir de las negociaciones.

Más estable que la renta variable ha sido el comportamiento registrado esta semana por la deuda. La rentabilidad del bono español a diez años pasa del 1,34% al 1,23% del viernes. Al apetito de los inversores en la emisión sindicada del martes se suman el retraso que prevé el mercado de la subida de tipos en la zona euro. De hecho, los inversores dan un paso más allá y empiezan a poner en precio una nueva subasta de liquidez por parte del BCE. Esto arrastró a la rentabilidad de la deuda de la zona euro, especialmente la alemana que cae por debajo del 0,2%.

El Brent, a las puertas de los 62 dólares

El petróleo avanzó un 0,7% el viernes y se sitúa ya a las puerta de los 62 dólares. En este inicio de año las subidas registradas por el oro negro alcanzan ya el 14,5%. Aneeka Gupta, analista de WisdomTree, afirma que las reservas de Venezuela alcanzan los 300.000 millones de barriles.

Las exportaciones de crudo son el principal sustento del país, pero puede que estas se vean recortadas. EE UU estudia paralizar las compras de crudo a Venezuela si Nicolás Maduro continúa en el poder. El jueves, Donald Trump se sumó a la lista de dirigentes que reconocían la legitimidad de Juan Guaidó como presidente interino.

Según datos del departamento de energía de EE UU, Venezuela exportó al país 500.000 barriles de crudo al día. La implatación de sanciones se traduciría en un incremento del precio del petróleo, en clara reacción a la caída de la oferta.

Normas