Los trabajadores disponen hoy de 469 euros menos al año de media que en 2016

Solo los ocupados de Asturias y Navarra ganan poder adquisitivo respecto a hace dos años, según un informe de Adecco con datos del INE

La comunidad navarra se aupa como mejor región de España para trabajar

Fábrica de Volkswagen en Navarra.
Fábrica de Volkswagen en Navarra.

En el segundo trimestre de 2018 el salario medio en el conjunto de España ascendió a 1.646 euros brutos al mes sin contar las pagas u horas extraordinarias o el abono de atrasos. Esto ha supuesto una ligera recuperación respecto a las ganancias medias que se venían registrando durante los últimos seis años, que oscilaban entre 1.633 y 1.640 euros al mes.

Sin embargo, esta mejora salarial no ha sido suficiente para compensar el repunte inflacionista que inició la economía española el pasado año tras tres ejercicios (2014, 2015 y 2016) de caídas de precios en medias anuales. De hecho, después de restar al incremento de los sueldos el aumento del nivel de los precios el resultado es que los españoles disponen hoy, al cabo de un año, de 469 euros menos que en 2016.

Así lo refleja el último Monitor Adecco de oportunidades y satisfacción en el empleo que elabora el Grupo Adecco en colaboración con Barceló & asociados con datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), que cuantifica esta pérdida de poder de compra del salario ordinario en un 2,3% en el segundo trimestre de 2018 en comparación con el mismo periodo de 2016, cuando los trabajadores ganaban un 1,4% de poder adquisitivo. Este estudio toma como referencia las variaciones del poder de compra del salario medio ordinario acumuladas en los últimos ocho trimestres.

Según este análisis solo hay dos comunidades autónomas donde sus trabajadores ganaban poder adquisitivo en el segundo trimestre de este año una vez descontada la inflación: Asturias, con unas ganancias del poder de compra del 1% (casi 200 euros anuales más que hace dos años) y Navarra, donde el aumento es del 0,1% (20 euros más al año en comparación con lo que disponían en 2016).

En el lado opuesto se sitúan los trabajadores de Murcia que han perdido un 4,7% de poder adquisitivo en el periodo analizado, lo que supone que en esta comunidad los ocupados disponen de unos 843 euros menos al año que a mediados de 2016. Y una cantidad parecida han perdido en La Rioja, con un descenso del poder de compra del 4,1% (770 euros menos al año).

La ganancia o pérdida de poder de compra es solo uno de los aspectos que evalúa este estudio, que analiza también otras cuestiones como el nivel de las remuneraciones, la seguridad laboral, las oportunidades de empleo y desarrollo profesional, la conciliación de la vida profesional y familiar y la conflictividad laboral. En función de la puntuación que obtienen todas estas cuestiones en su conjunto, el monitor de Adecco otorga distintas puntuaciones (del 1 al 10 siendo este último para las mejores posicionadas) a las comunidades autónomas para averiguar cuál es la mejor región de España para trabajar.

En esta edición, Navarra se ha convertido en la mejor comunidad donde trabajar, saltando del segundo al primer puesto y desbancando a Cantabria, que fue la primera clasificada durante todo 2017 y que ahora cae a la cuarta posición. La comunidad navarra ha obtenido, por tanto, 6,7 puntos en esta clasificación general. Le siguen en el podio, Baleares, con 6,6 puntos y Madrid (6,5 puntos). En la cola se sitúan Castilla-La Mancha, como peor región de España para trabajar, con 4,9 puntos y Canarias (5,1 puntos).

Normas