Estos son los valores del Ibex que cotizan con descuento

El selectivo español se deja un 7,3% desde los máximos de principios de año

Bancos y firmas relacionadas con las materias primas engrosan la lista

ibex 35
EFE

El inicio de año se las prometía muy optimistas. En solo tres semanas la Bolsa española se anotó un 5,6% y Ibex 35 registraba máximos de agosto (10.600 puntos). Sin embargo, las subidas de las rentabilidades en el mercado de deuda fruto de las expectativas de una retirada de los estímulos más rápida de lo previsto, han desatado la corrección. Desde los máximos registrados el 23 de enero el selectivo español corrige un 7,3%. El consenso del mercado sigue eligiendo a la renta variable como su activo preferido para 2018 porque considera que los fundamentales no han cambiado y el fondo del mercado es alcista.

La corrección de las últimas semanas, que han situado a Wall Street en la diana, deja a su paso una decena de valores que cotizan con descuento respecto a su valor en libros o lo que es lo mismo, que cotizan por debajo de lo que valen sus activos apuntados en balance. Es decir, según el indicador supondría que estas empresas están infravaloradas y podrían ser firmes candidatas para continuar subiendo en Bolsa. No obstante, los expertos advierten que esta idea debe cogerse con pinzas y no es aplicable a todos los sectores. Mientras en la banca, las compañías industriales y las utilities puede ser un indicador a tener en cuenta, en compañías pertenecientes al negocio de la distribución ofrece una imagen distorsionada porque muchos de los activos que integran su balance están en régimen de alquiler. Teniendo en cuenta esta premisa, los valores que cotizan por debajo de su valor en libros son:

Repsol: la petrolera está siendo protagonista en las últimas semanas por la venta del 20% del Gas Natural. Pero la compañía no tiene prisa. El sólido balance unido a la mejora de la calificación de S&P le permiten disfrutar de un momento dulce. La corrección que impera desde mediados de enero tienen su raíz en los precios del crudo, que en este inicio de año llegó a superar la barrera de los 70 dólares. Las noticias que apuntan a un incremento de la oferta procedente del fracking llevan al oro negro a caer a los 64 dólares. Estos descensos se dejan sentir sobre Repsol que cede un 13,7% desde los 16 euros que marcaron sus acciones a mediados de enero, máximos de mayo de 2015.

Sabadell: la entidad catalana ha conseguido sobreponerse a la crisis independentista, pero a pesar de la recuperación vivida en los últimos meses –sus títulos recuperan niveles previos al 1 de octubre–, el banco cotiza un descuento del 24%. En lo que va de año, y a pesar del tropiezo sufrido tras la presentación de resultados, Sabadell avanza un 9,9%. El consenso de Reuters aconseja mantener en cartera.

Merlin: en las últimas semanas la inmobiliaria ha tenido que hacer frente al incremento de las rentabilidades en el mercado de deuda. El ascenso de los tipos en la renta fija es interpretado por los inversores como una señal del incremento de los costes de financiación, algo que adquiere especial relevancia en compañías con una carga de deuda elevada. Desde los máximos de enero, la cotizada corrige un 4%, descenso que amplía su descuento al 14,5%. El consenso de Reuters ve margen para que la firma revierta esta tendencia en los próximos meses y le otorga un margen de revalorización del 12,6%.

ArcelorMittal: la siderúrgica, muy dependiente de la evolución del precio de las materias primas, cotiza con un descuento del 16%. No obstante, firmas como Citi se muestran optimistas con el futuro de la compañía y aconsejan comprar. En su último informe el departamento de análisis le otorga un potencial del 28%, hasta los 36 euros, precio que podría ascender hasta los 42,9 euros. Uno de los catalizadores es la adquisición de Essar Steel, operación que le abriría las puertas de India, un mercado en pleno crecimiento.

Santander: la entidad que preside Ana Botín cotiza con un descuento respecto a su valor en libros del 11%. Los expertos, no obstante, se muestran optimistas con el futuro de la entidad en Bolsa. De entre todos, destaca Goldman Sachs, que esta semana ha emitido un informe en el que elige a la entidad como su opción preferida dentro de la banca española tanto por potencial (17%) como por la evolución de su negocio en los próximos tres años. El departamento de análisis del banco estadounidense prevé que la entidad eleve su beneficio un 74% (11.500 millones) en 2020.

Bankia: el banco que preside José Ignacio Goirigolzarri cerró 2017 con un beneficio de 505 millones, un 37% menos que un año antes como consecuencia de los costes de fusión con BMN. A pesar de esta caída –recorte extraordinario– los analistas de Goldman Sachs elevan en un 16% sus perspectivas de crecimiento para 2019 (1.049 millones) y un 17,8% para 2020 (1.122 millones). La entidad corrige un 11% desde los máximos del año.

Por debajo del doble dígito en lo que a descuento se refiere se sitúan Mapfre (cotiza con un descuento respecto a su valor en libros del 9%), CaixaBank (8%), BBVA (6%), Acciona (6%) e Iberdrola (35). El comportamiento en Bolsa de las cotizadas energéticas (Acciona e Iberdrola) se ha visto lastrado por las noticias sobre la reforma que prepara el Gobierno y que supondrá un recorte de las retribuciones en el sector energético. A pesar de esto, las dos firmas son vistas por los analistas como las mejor posicionadas por su diversificación territorial y su orientación hacia el sector de las renovables.

Normas
Entra en El País para participar