OHL aprueba la venta de sus concesiones y prepara un superdividendo

El presidente defiende el bonus de 18 millones al CEO por la operación

La remuneración al accionista irá a la junta ordinaria de este primer semestre

dividendo
Juan Villar Mir

El presidente de OHL, Juan Villar Mir, ha tenido que bregar esta mañana con duras críticas de un par de accionistas de la compañía por el próximo pago de un bonus extraordinario de 18 millones brutos al consejero delegado del grupo, Juan Osuna. El premio, que ha salido adelante en junta extraordinaria, se debe a su papel en la venta del negocio de concesiones al fondo IFM. Cada una de las intervenciones fue aplaudida por un foro compartido por directivos de la sociedad y minoritarios.

Villar Mir ha explicado que se incentiva al consejero ejecutivo por su protagonismo en la creación, "desde cero", de OHL Concesiones y su venta con un valor de empresa de 2.775 millones. "Si esta operación la hubiera intermediado un banco de inversión nos habría costado el doble o el triple. Solo hemos mirado por el interés de los accionistas".

El presidente ha calificado el movimiento de "transformacional". La desinversión, por la que OHL ingresará 2.235 millones y obtiene una plusvalía neta de 50 millones, servirá para eliminar 1.500 millones de deuda bruta con recurso y pagar un dividendo extraordinario. Ni Villar Mir ni Osuna han querido concretar más que el cierre de la venta de OHL Concesiones se espera en este primer trimestre y que se prevé llevar el citado dividendo a la próxima junta ordinaria.

Para sacar adelante el suculento bonus de Osuna, que resulta de aplicar un porcentaje sobre la operación y se decide en función de desinversiones similares en el mercado, también se ha promovido una variación en la política de remuneración a consejeros ejecutivos que permite retribuciones especiales.

El presidente de OHL también se ha visto obligado a explicar que los dos anteriores consejeros delegados, Josep Piqué y Tomás García Madrid, no fueron indemnizados en su salida en 2016 y 2017, respectivamente. Villar Mir hijo subraya que en ambos casos se ejecutaron cláusulas "habituales en contratos de ejecutivos de primer nivel" conocidas como pacto de no concurrencia. Es decir, OHL blinda con este tipo de pagos, de 2 millones para Piqué y 6 millones para García Madrid, la información sensible a la que tuvieron acceso ambos ejecutivos.

La vendida OHL Concesiones tiene bajo gestión una veintena de infraestructuras en España, México, Chile, Colombia y Perú. Entre ellas dominan las autopistas, pero también hay un aeropuerto, puertos y líneas de ferrocarril. La división venía aportando más del 80% del ebitda del grupo y es vocación del nuevo consejero delegado reconstruir el negocio concesional de OHL. Antes de eso, Juan Villar Mir ha parafraseado a un accionista para contestar que "OHL no está jodida sino que tiene mucho futuro por delante centrada en la actividad de construcción".

 

Normas