independencia cataluña
El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont (c) tras su discurso ante el pleno del Parlament donde esta tarde compareció para explicar la situación política.

540 empresas abandonan Cataluña tras el referéndum ilegal del 1-O

El colegio de registradores cuantifica la fuga de compañías de la comunidad

El mayor número de cambios de sede se dio el día de la declaración de Puigdemont

El clima de tensión e inseguridad jurídica que emana del desafío independentista catalán se ha traducido en una fuga masiva de empresas de la comunidad autónoma, como han hecho notorio cuatro decenas de grandes corporaciones encabezadas por CaixaBank o Banco Sabadell.

La huída supera ya el medio millar de compañías, según los datos recopilados por el Colegio de Registradores, que habla de 540 cambios de sede a otras regiones desde la celebración del referéndum ilegal del 1 de Octubre hasta el día 11.

La cifra, en todo caso, podría ser mayor, dado que de este último día solo se manejan aún las cifras de Barcelona (que es la provincia más afectada con un total de 501 salidas) y Gerona, pero no las de Tarragona y Lleida.

La base de datos de los registradores se ha revelado como un auténtico termómetro del nerviosismo empresarial, que revela que el grueso de las salidas, 524 del total, se concentraron en torno a la declaración de Puigdemont en el Parlament de Cataluña del pasado martes.

En concreto, el pasado lunes dejaron la comunidad autónoma 212 empresas en una jornada en la que inicialmente estaba previsto que se celebrara la sesión del Parlament en la que declararía la independencia pero que fue suspendida por el Tribunal Constitucional.

Durante la jornada en la que el president de la Generalitat hizo su confusa declaración, por la que el Gobierno de Mariano Rajoy le ha remitido un requerimiento solicitando que aclare si propugnó la autodeterminación, dejaron la comunidad 177 compañías. Finalmente, al día siguiente de la comparecencia de Puigdemont en el Parlament registraron el cambio de sede a otras zonas de España un total de 135 firmas.

Conviene recordar que el Consejo de Ministros aprobó hace una semana un cambio de la legislación que simplifica el cambio de sede, permitiendo que sean los consejos de administración quienes lo aprueben sin consultar a los propietarios, aunque los estatutos empresariales digan lo contrario.

El Govern ha tachado este decreto como una medida de presión del Ejecutivo para propiciar una fuga de empresas de la comunidad, mientras que el Gobierno asegura que se puso en marcha por petición de los empresarios.

En lo que va de mes, además de CaixaBank y Banco Sabadell, han decidido trasladar su sede fuera de Cataluña otras grandes firmas como Oryzon, Gas Natural, Abertis, Colonial, Cellnex, Catala Occidente, eDreams, Planeta, el grupo Bimbo, GVC Gaesco, Trea Asset Management, San Miguel o Natur House. En total suman ya cuatro decenas de grandes firmas, con compañías cotizadas por valor de más de 80.000 millones de euros.

El dato llega solo unos días después de la que el Instituto Nacional de Estadística (INE) revelara que la creación de empresas en Cataluña viene frenándose durante todo el año, especialmente en los meses previos al referéndum del pasado 1 de octubre.

30 firmas se establecen en Cataluña

Pese a la tendencia mayoritaria estos días está siendo la de compañías radicadas en Cataluña que deciden trasladar su sede a otras comunidades autónomas huyendo de la inseguridad jurídica que plantea el pulso independentista, los datos recopilados por los registradores desvelan que también se ha dado el caso contrario. En concreto, desde el pasado 2 de octubre, al día siguiente del referéndum ilegal por la independencia de Cataluña, un total de 30 empresas provenientes de otras regiones del país han trasladado su domicilio social a Cataluña. El saldo neto que arrojan estas cifras, dada la salida de 540 compañías de la comunidad autónoma, es de 510 empresas menos en la autonomía catalana.

Normas
Entra en EL PAÍS