autónomos segunda oportunidad

Así quieren los autónomos reformar la Ley de Segunda Oportunidad

Entre las propuestas destaca que la vivienda habitual del autónomo sea inembargable.

La secretaria general de la Unión de Asociaciones de Trabajadores Autónomos y Emprendedores (UATAE), María José Landaburu, considera que la llamada Ley de Segunda Oportunidad aprobada en 2015 no ha sido del todo efectiva. Ello se debe a que no contempla los aplazamientos de deudas con la Seguridad Social o la Agencia Tributaria.

“El fracaso en España es un estigma económico y social que supone una losa tremenda, en otros países la sociedad y la ley te invitan a aprender y volver a empezar”, ha indicado Landaburu en un comunicado.

Al respecto, y según recoge EFE, esta organización ha destacado que lo más común en los autónomos que fracasan es acumular deudas con administraciones públicas. De ahí que hayan puesto sobre la mesa la necesidad de ampliar los aplazamientos de cinco a diez años y hacer que el interés de esos pasivos sea del 0%.

En paralelo, otra de las propuestas anunciadas por la UATAE consiste en demandar que la vivienda habitual del autónomo sea inembargable. Actualmente, existe una figura (Autónomo de Resposabilidad Limitada), que protege esta situación.Sin embargo no es algo universal. Es necesario que, en lugar de darte de alta como autónomo, lo hagas en la versión de responsabilidad limitada. De este modo, aumentan las gestiones a la hora de darnos de alta. La exigencia de UATAE es que sea un derecho para todos os autónomos, sin necesidad de acogerse específicamente a esa forma jurídica.

También piden que se pueda determinar la exención de la deuda, pública o privada, si se establece la imposibilidad de pago y hay buena fe. Una medida, aseguran, que ya funciona en Francia.

UATAE forma parte de las organizaciones, junto a ATA y UPTA, que comparecerán ante la subcomisión parlamentaria para la reforma del Régimen Estatal de Trabajadores Autónomos (RETA) que comenzará el próximo 18 de octubre en el Congreso de los Diputados.

Normas
Entra en EL PAÍS