unidos podemos
GRA055 MADRID, 27/09/2017.- Los diputados de Unidos Podemos aplauden a su portavoz parlamentaria, Irene Montero, durante la sesión de control al Gobierno que hoy se celebra en el Congreso, copada por tres interpelaciones y seis preguntas sobre el conflicto independentista en Cataluña. EFE/Mariscal EFE

Unidos Podemos presiona para que el autónomo sea tratado como consumidor

Daría opciones a los autónomo y pequeñas empresas a defenderse de abusos financieros u otras circunstancias legales con mayor facilidad.

Unidos Podemos ha presentado una enmienda al Proyecto de Ley que incorporará al ordenamiento jurídico español la Directiva 2013/11/UE, del Parlamento Europeo y del Consejo, de 21 de mayo de 2013, relativa a la resolución alternativa de litigios en materia de consumo.

En concreto, Unidos Podemos pide ampliar la condición de consumidor tanto a los trabajadores autónomos como a las pymes.

Autónomos como consumidores, para mejorar su protección frente a abusos

Esta coalición defiende que tanto profesionales autónomos como pequeños y medianos negocios han de ser tratados como consumidores en tanto que suponen “un importante avance en materia de defensa y protección de estos colectivos frente a los posibles abusos de las entidades financieras”. De ahí que consideren necesario que se reconozca y se respete el principio pro consumatore “a las actividades profesionales, por el cual se puedan desarrollar de manera óptima”.

“Tanto los trabajadores autónomos como las pymes se enfrentan a contratos de adhesión en los cuales su capacidad de negociación es muy limitada o prácticamente nula”, avanzan la enmienda presentada. Por ello, instan a dotarles de la capacidad legal “para que puedan interponer reclamaciones por la vulneración de sus derechos como consumidores” frente a los abusos de poder de grandes empresas y sociedades con amplia presencia en el mercado.

Aplicación real para el autónomo y la pyme

En caso de que el Congreso aceptara la enmienda propuesta en el Senado por este grupo, supondría que el autónomo y la pyme fueran tratados como consumidores, por ejemplo, en casos como la cláusula suelo de los bancos.

Mientras que un particular que se comprara una casa (y hubiera sufrido la cláusula suelo) era tratado como "consumidor" a nivel jurídico, muchas pymes y autónomos tuvieron problemas para defenderse en las mismas condiciones. Esto se debe a que se presuponía que, al ser profesionales, sí tenian conocimientos para entender la cláusula suelo, y los riesgos a los que se exponían. Así como otros argumentos de defensa que, al no ser considerados como consumidores, les dejaban ante cierta indefensión.

En este último caso, no obstante, informan de que antes es necesario definir a qué nos referimos cuando hablamos de pequeña y mediana empresa. A su parecer, se ha de acudir a lo dispuesto en el anexo I del reglamento de la Unión Europea, “por el que se declaran determinadas categorías de ayudas compatibles con el mercado interior en aplicación de los artículos 107 y 108 del Tratado”.

Normas
Entra en EL PAÍS