Biotecnología

El sector biotecnológico da el salto y genera el 8,6% del PIB de la economía española

Las empresas biotecnológicas generaron 90.000 millones de euros y un 5,4% del empleo nacional

Luis de Guindos ha asegurado que su papel es fundamental y que se sitúan como uno de los sectores que más aportan a la economía española.

Jordi Martí, presidente de Asebio.
Jordi Martí, presidente de Asebio.

Las empresas biotecnológicas han contribuido de forma directa, indirecta o inducida a la generación de 90.000 millones de euros en 2015, lo que supone un 8,6% del Producto Interior Bruto (PIB) total. El sector generó 930.000 puestos de trabajo, un 5,4% del total del empleo nacional.

De ese 8,6% que aporta el sector al PIB, un 0,8% proviene de la contribución de las entidades con dedicación principal a la biotecnología, que también genera 130.453 empleados en el territorio nacional y aporta casi 3.000 millones de euros de ingresos recaudados a las administraciones públicas.

Estas cifras han sido algunas de las conclusiones anunciadas este miércoles en la presentación del informe anual de la Asociación Española de Bioempresas (Asebio), que recoge los datos del sector biotecnológico español, y que este año ha incidido en el impacto de este sector en la economía española. El acto ha contado con la presencia de Luis de Guindos, ministro de economía, industria y competitividad, que ha completado un discurso de apoyo al sector.

El ministro De Guindos ha destacado que el sector de la biotecnología “ha dado un salto excepcional en los últimos 20 años y se trata de uno de los sectores que más aporta a la economía española".

El impacto económico recogido en el informe no se reduce simplemente al impacto de la producción o facturación sobre PIB, sino que también recoge los gastos corrientes de las empresas y de inversión, de las rentas salariales, de las remuneraciones de los empleos indirectos o datos de los impuestos que incrementan los ingresos para las administraciones públicas.

Según los datos del INE desglosados en el Informe de Asebio, en el año 2015 existían 2.981 empresas que realizaban actividades relacionadas con la biotecnología, un 8,72% más que en 2014, de las cuales 654 son compañías estrictamente biotech, un 4,17% más que las cifras del año anterior. Ante estos datos, el presidente de Asebio Jordi Martí ha comentado que el sector “ha hecho los deberes y los continua haciendo”, a lo que ha añadido que se sigue “atrayendo a los inversores nacionales e internacionales”.

Poniendo el foco sobre el gasto interno en I+D en biotecnología, la cifra de gasto asciende a 578 millones de euros, lo que supone un incremento del 8,31% respecto al año anterior. Tal y como ha explicado Ion Arocena, director general de Asebio, este dato “marca una vuelta a la senda del crecimiento respectos a ejercicios pasados, alcanzando un nuevo máximo histórico desde 2011”.

De Guindos ha indicado que la economía internacional se encuentra en un “contexto positivo, donde España lo está sabiendo aprovechar” y se espera crecer por encima del 3%. La razón se debe a que “se ha modificado el modelo de crecimiento de la economía española y ya no se depende tanto de la construcción” ha asegurado.

El ministro ha concluido que el sector de la biotecnología se ha colocado desde 2012 en los primeros puestos de contribución económica y social.

Normas