Moody’s agrava el deterioro de la entidad tras hundirla más en el bono basura

La agencia de EE UU reduce dos escalones el valor de sus depósitos y su deuda senior

Imagen del logo de Moody´s.
Imagen del logo de Moody´s.

Los problemas se le acumulan a Banco Popular. La agencia de calificación de riesgo Moody´s ha emitido un comunicado este martes rebajando la nota de los depósitos de la entidad y de su deuda senior mientras que la canadiense DBRS rebajaba también la nota de la entidad.

En concreto, la agencia crediticia rebaja en dos escalones la nota de los depósitos a largo plazo de Banco Popular, desde B2 a Ba3, mientras que reduce en otros dos la calificación concedida a su deuda senior no garantizada pasa de B1 a B3. Al mismo tiempo, Moody´s ha rebajado las calificaciones de la deuda subordinada y de las participaciones preferentes en un escalón hasta Caa2 y Ca, desde Caa1 y Caa3, respectivamente.

La perspectiva que Moody´s tiene sobre la entidad se sitúa en negativo en un entorno en el que la incertidumbre rodea el futuro de Popular, cuya acción está siendo severamente castigada en el mercado mientras se baraja su absorción por parte de Santander, BBVA o incluso la nacionalizada Bankia.

En paralelo, la agencia DBRS ha rebajado también las calificaciones a largo y corto plazo de la entidad que gobierna Emilio Saracho así como la de sus participaciones preferentes.

Desconfianza de la clientela

Moody´s aclara que su decisión de rebajar la nota de Popular viene marcada por la reciente evolución de la entidad en los mercados y por la desconfianza que puede generar entre la clientela el negativo flujo de noticias que acompaña al valor.

Las acciones de la entidad han perdido este martes un 6,21% de su valor hasta cerrar en los 32 céntimos por acción sin visos de que esta debacle, que fue aún mayor en los días precedentes, vaya a culminar hasta que se ofrezca una solución convincente que garantice la viabilidad del banco.

La agencia de calificación crediticia estadounidense considera que Popular debe hacer un esfuerzo para mejorar su capacidad de absorción de riesgos y acelerar la digestión de la potente carga de ladrillo que le lastra.

El informe de la agencia crediticia expone que los activos improductivos de la entidad financiera tienen un grado de cobertura del 45% tras el esfuerzo de mejorar realizado, si bien el nivel sigue estando por debajo del 50% de media del sector.

Caída de depositantes

En su análisis, Moody´s subraya que el monto de depósitos de Banco Popular ha caído desde los 82.200 millones de euros de cierre de 2015 a 78.500 millones a finales de 2016 y a 77.200 millones a finales del primer trimestre de este año, lo que supone la salida de 5.000 millones de euros de depositantes en un año, 1.300 en solo tres meses.

La agencia de calificación crediticia estadounidense considera que Popular debe hacer un esfuerzo para mejorar su capacidad de absorción de riesgos y acelerar la digestión de la potente carga de ladrillo que le lastra.

A los analistas de la agencia también les preocupa el nivel de capital principal de Popular, situado en el 11,9% demasiado cerca del 11,375% de capital mínimo exigible este año, según se resalta en un comunicado de Moody´s.

Normas