Breakingviews

Oculto por la caída de la desigualdad

Basurero en Río de Janeiro, junto a la autopista que lleva al centro de la ciudad.
Basurero en Río de Janeiro, junto a la autopista que lleva al centro de la ciudad.

Si la economía fuera un pastel, lo ideal sería que los políticos mantuvieran su tamaño en aumento y lo repartieran de forma cada vez más justa. En algunos casos, eso es lo que ha ocurrido desde 2008, según un nuevo informe del Banco Mundial. Está menos claro en las naciones ricas.

La desigualdad mundial está cayendo por primera vez desde la Revolución Industrial, afirma el Banco Mundial. Su índice Gini, que mide las diferencias de ingresos y consumo entre las personas, independientemente de donde vivan, cayó al 62,5 en 2013, desde el 69,7 de 1988. El descenso ha sido notable desde 2008. Cuanto menor es el índice, más igualdad. Este cambio se debe en gran parte al crecimiento de economías muy pobladas, como China e India. Pero la desigualdad también se redujo a nivel intranacional, incluso en los países más ricos. Entre 2008 y 2013, el número de países desarrollados cuyo índice Gini cayó más de un punto fue mayor que el de los que lo vieron elevarse más de esa cantidad.

Esta imagen sacude la frecuente opinión de que la postcrisis ha beneficiado a los más acomodados. Otro indicador del Banco Mundial llamado prosperidad compartida, que mide cómo cambian los ingresos del 40% de los más pobres respecto al conjunto de la población, ayuda a explicarlo. En esta medición las personas pobres de los países ricos, de media, han perdido. Ha ocurrido lo contrario en los Estados en desarrollo. Asimismo, los ingresos de los supericos de EE UU han aumentado desde los 70, y hay factores como la escasez de trabajos estables o el deterioro de los servicios públicos que aumentan el descontento.

"Las personas pobres de los países ricos han perdido, al contrario que en los Estados en desarrollo"

Cuando el pastel económico crecía lo bastante rápido, los votantes se preocupaban menos sobre cómo se repartía. El lento crecimiento actual les ha llevado a exigir una parte más justa.

Normas