Alimentario

El sector lácteo busca la recuperación en el mercado exterior

La patronal espera que el precio de la leche se estabilice en 2016 tras año y medio de caidas

Lineales de un supermercado con productos lácteos.
Lineales de un supermercado con productos lácteos.

El mercado exterior y la mejora del consumo interno son los retos del sector lácteo español para superar la crisis que arrastra desde que en marzo de 2015 la Unión Europea eliminase definitivamente la ley de cuotas. Estas son las conclusiones del informe que ha presentado este martes la Organización Interprofesional Láctea (Inlac). La patronal se ha mostrado también esperanzada ante una posible estabilización del precio de la leche en el último semestre del año, después de que las reiteradas caídas desde marzo de 2015 los haya llevado a los 0,286 euros por litro.

El 2015 se cerró con una reducción del déficit de la balanza exterior de más del 40%. Mientras que la diferencia entre las exportaciones e importaciones en 2014 fue de -599.363 toneldas y en 2015 se redujo a -459.460. Los yogures y el queso son los que más han incrementado en este tiempo la venta al mercado exterior, mientras que las importaciones de leche líquida a granel se han reducido en unas 200.000 toneladas en los últimos cuatro años. Así pues, tras la eliminación de las trabas entre países europeos para vender productos lácteos entre ellos, la patronal del sector afirma que "los mercados exteriores puedan provocar una recuperación del sector".

Al referirse a la crisis del sector que afecta fundamentalmente a los ganaderos, el Inlac se refiere a la progresiva caída que ha experimentado el precio de la leche de vaca desde febrero de 2014. Entonces el litro se vendía de media a unos 0,39 euros el litro y en diciembre de 2015 el precio fue de 0,31 euros. El dato descendió el año pasado en España un 14%, mientras que en el conjunto de la UE la reducción fue del 16%. "Es más barato llevar la leche por barco de Galicia a China que a Sevilla", ha explicado Luis Clabuzo, vicepresidente de la asociación, las divergencias de precio entre unas zonas de España y otras en cuanto al precio de la leche. En concreto, la región más barata es Galicia (0,293 euros el litro) y la más cara es Canarias (0,45).

A pesar de que en el último dato que el Inlac ha facilitado de 2016 el precio ha descendido hasta los 0,28 euros, esta asociación de empresarios confía en que la cifra repunte a finales de año. El presidente, Ramón Artine, ha expresado su convencimiento de que "los precios se recuperen algo antes de fin de año".

Otro factor que ha provocado la crisis del del sector lácteo es la caída en el consumo del mercado interior. Ante el auge de leches no lácteas —como la de soja o la de almendra—, los consumidores españoles han abandonado la leche de vaca. En 2015 los hogares españoles consumieron 3.271 millones de litros, que representó un valor económico de 2.322 millones de euros, según Inlac. La cifra supuso un descenso del 0,5% con respecto al año anterior y un 4,3% desde 2011. En este sentido, la organización del sector lácteo reclamó al futuro Gobierno que fomente el consumo de este tipo de alimentos y promocione su valor en una dieta equilibrada. La producción y la industria láctea contribuyeron con 11.820 millones de euros a la economía española en 2015 y generó en este periodo de tiempo unos 80.000 puestos de trabajo.

Normas