Distribución

Lidl apuesta por España: eleva sus inversiones un 33%

La firma alemana prevé crear 800 puestos de trabajo este año

Abrirá 40 establecimientos, la mayoría en sustitución de viejos locales

Establecimiento de Lidl.
Establecimiento de Lidl.

La cadena alemana de supermercados Lidl continúa su apuesta por España. La compañía invertirá este año 350 millones, un 33% más con respecto a 2015, cuando dedicó 262 millones, lo que representa la mayor partida de inversión anual del grupo en sus 22 años de actividad en el país, según ha asegurado Ferrán Figueras, director general financiero de la marca Lidl en España.


La firma germana que, ha invertido 1.000 millones de euros en España desde 2010, destinará este montante, principalmente, a la apertura de 40 establecimientos. Una parte de ellos serán de nueva creación en municipios donde la empresa aún no dispone de locales, aunque la gran mayoría tienen como objetivo sustituir tiendas pequeños por centros de mayor superficie. “Nuestro propósito es trabajar sobre el portfolio existente”, argumenta Figueras.


Este aumento de la tamaño de las instalaciones se corresponde con los objetivos marcados por la multinacional a largo plazo en España. El director financiero cree que se necesitan superficies de ventas mayores. “Vamos a dedicar mucho dinero en renovar equipamientos”, subraya, además de reconocer que esta estrategia revela el camino que va a seguir el grupo de cara a los próximos años.


Desde la dirección creen que España sigue siendo un mercado con un fuerte potencial y que responde a las expectativas de crecimiento del grupo. Por este motivo, han afirmado que crearán 800 nuevos puestos de trabajo a lo largo de este 2016. “Apostamos por el talento interno”, alega  Amalia Santallusia, directora de Recursos Humanos de Lidl España.


Pese a ello, la cadena de supermercados que alcanzó su mayor cuota de mercado desde que opera en España, durante durante los primeros meses del año con un 4,1%, rebajó su previsión de ventas para este 2016 en una horquilla de 5% y el 8%, frente al 12,5%. “Queremos ser una referencia para el consumidor español”, han remarcado desde el grupo.


Respecto a la subida del precio de la cesta de alimentos en el IPC de un 1.3%, desde Lidl aseguraron que van a seguir manteniendo su política de precios. “Vamos a seguir trabajando para mantener nuestra estrategia comercial y ofrecer los precios más baratos, sin renunciar a la calidad”, argumentó Figueras.

Lidl última su décima plataforma logística ubicada en Madrid

Otro de los puntos clave establecidos dentro de la hoja de ruta de Lidl en España para seguir consolidándose en el mercado de la alimentación, es la apertura de instalaciones logísticas en varias ciudades españolas.

En concreto, la próxima inauguración tendrá lugar en septiembre con la entrada en funcionamiento del décimo centro de almacenamiento. Con un coste de 70 millones de euros, se encontrará ubicado en la localidad madrileña de Alcalá de Henares y contará con 70.000 metros cuadrados de dimensión así como una capacidad para 50.000 palets. “Vamos a ser muy innovadores”, constata el director financiero. Y es que esta nave industrial va a convertirse en la más avanzada tecnológicamente del grupo, según han indicado.

Se trata de un proyecto con el que pretenden dar soporte al incremento que han experimentado las ventas en los últimos años, así como de garantizar un crecimiento sostenible de cara al futuro.

Además, en la rueda de prensa han adelantado la adquisición de una parcela de 112.000 metros cuadrados en Cheste (Valencia). Pese a que no se han iniciado las obras, desde la filial española prevén ponerla en marcha en 2019.

Normas