Según un informe elaborado por PwC

El 40% de los consejeros cree que algún compañero debería ser sustituido

El 40% de los consejeros cree que algún compañero debería ser sustituido

El 40 % de los consejeros opina que alguno de sus compañeros debería ser sustituido como miembro de este órgano de gestión por la elevada edad, la falta de experiencia o de preparación de las reuniones, según el informe sobre buen gobierno corporativo elaborado por la consultora PwC.

El estudio, que se ha presentado hoy en la escuela de negocios Esade, revela que en Estados Unidos existe una costumbre arraigada de que los consejeros deben renovarse cada uno o dos años, “algo que choca con la filosofía de los consejos de administración en España”, donde suelen estar en su puesto una media de más de 10 años.

Para los analistas de PwC, la función de los consejeros mejora con el paso del tiempo, por lo que aprueban que en España ocupen su puesto a largo plazo, ya que “así es como más van aportar”.

El informe revela que el 82 % de los consejeros considera que la presencia de mujeres en estos órganos de gestión “es suficiente”, por lo que no le dan tanta importancia a la paridad de género.

Por otro lado, al 93 % de los miembros del máximo órgano de las compañías les preocupa la sustitución del consejero delegado o el presidente, ya que ponen el foco en que los nuevos cargos siempre cuenten “con potencial” para la gestión adecuada de la empresa como directivo.

En Estados Unidos, el 69 % de los consejeros asegura que alguna vez ha interactuado con inversores institucionales, mientras que en España, según el informe de PwC, “no se dan tantos casos”, ya que no hay costumbre de tener esa interacción con este tipo de inversores, que tiene más presencia al otro lado del Atlántico.

El 58 % de los consejos de administración planea la estrategia a cinco o más años vista, frente al 39 % que lo hace a 3 años, aunque el tiempo varía en función del volumen de negocio de cada compañía.

A su vez, seis de cada diez consejeros afirman que analizan antes la estrategia de la competencia que la suya y el 40 % se deja asesorar para planificar el debate estratégico.

Otra diferencia de los consejos de administración de EEUU con los de España es que los americanos “han superado el miedo al riesgo”, mientras que los españoles todavía “temen” a los imprevistos que puedan surgir.

Y es que siete de cada diez consejeros ha debatido sobre cómo mitigar los riesgos de fraudes en sus compañías a través de programas anticorrupción y otorgando un papel fundamental al código ético, además de al código penal.

Por otro lado, el estudio revela que la función de los auditores “contribuye significativamente” a la mejora del gobierno corporativo, ya que “realiza una gestión independiente y objetiva”.

En el informe han participado 783 consejeros de compañías cotizadas americanas, de los que el 74 % pertenecen a empresas que facturan más de 1.000 millones y un 86 % son hombres y un 14 % mujeres.