Componentes, siderúrgicas y lujo, afectadas

¿Qué valores sufren más la devaluación de la moneda china?

Billetes de 100yuanes.
Billetes de 100yuanes. REUTERS

Las Bolsas europeas vuelven a amanecer con una sorpresa inquietante. Ayer, Pekín decidía devaluar un 1,8% su moneda, el yuan, y con la firme la intención de China de reformar el sistema cambiario (algo que ha aplaudido el Fondo Monetario Internacional). Horas más tardes, otra vez de madrugada, el Banco Central del gigante asiático volvia a bajar el valor del yuan en un 1,6%. Esta estrategia monetaria puede ir a más. Miembros del Gobierno estarían presionando para que la bajada sea aún mayor, de acuerdo a la información obtenida por Reuters. Hasta del 10%.

La devaluación del yuan hace más baratos los productos chinos, lo que se espera que permita una recuperación de las ventas al exterior que suavizaría los efectos de la ralentización por la que atraviesa la economía china. pero también tiene efectos negativos. Aún así, la estrategia no convence a muchos analistas, que ven un poso de improvisación en las medidas. Y tampoco a los inversores en empresas cuyo negocio está directamente relacionado con el mercado chino.

El primer efecto ha sido la relativamente fuerte revalorización que está sufriendo el dólar frente a la moneda china, de casi el 2%, hasta tocar un cambio de 6,52 unidades.También han sufrido la decisión sectores con mayor exposición a la economía china y al tipo de cambio con el país.

Los productos de consumo son los que más se deprecian, con un retroceso del 3,4%. Le siguen los fabricantes de componentes, con fuerte implantación en el país, que se dejan el 3%. 

Las siderúrgicas se dejan en torno al 2,5% a esta hora. En la caída destaca Glencore, con un retroceso del 5,7%.La finesa Outokumpu cae un 4,5%, mientras que ArcelorMittal se deprecia un 2,6%. Los inversores temen que la caída del yuan favorezca las exportaciones de metales de las compañías chinas, en perjuicio de europeas (y asiáticas como la propia ArcelorMittal). La pérdida de valor de la participación en China Oriental (525 millones de euros) fue una de las razones por las que entró en números rojos en 2014. También sufre este efecto Acerinox, que se deja un 2,9% en la sesión. 

En España,  Inditex, cuyo segundo mayor mercado en el mundo es China, alcanza a esta hora pérdidas del 2,9%. La empresa fundada por Amancio Ortega ha abierto este trimestre ocho tiendas en la zona y llega ya a los 509 establecimientos.

También sufren los fabricantes de componentes de la automoción, que se dejan casi un 4% en la sesión. Daimler registra las mayores caídas en los parques europeos, con un 4,13%. No en vano, China ha cobrado cada vez más importancia para la multinacional. En junio, las ventas de Mercedes Benz se incrementaron en China un 38%. Y eso, a pesar del estancamiento del mercado. Caso similar es el que sufre Porsche (-2,96). Volkswagen, la matriz de Porsche, se deja más de un 3,2%.

El sector del consumo también se está viendo muy afectado por lo sucedido en China, con bajadas del 1,64%. A nivel europeo, Swatch es la que más sufre (cae un 3%), debido a la agresiva implantación que ha llevado a cabo en los últimos meses en el país. Pero empresas de lujo como Louis Vuitton, cuyos resultados llevan tiempo influidos por las ventas registradas en el país asiático, se deja un 3,8%.


Normas