Alerta contra la evolución del PIB en la zona euro

Funcas advierte de los riesgos que aún acechan a la recuperación

Solo reduce en una décima el crecimiento esperado para este año

Insiste en continuar con las reformas estructurales para apuntalar el aumento de la actividad

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos. EFEArchivo
El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos. EFE/Archivo EFE

La razón es el menor crecimiento esperado para el segundo semestre del año, tal como anticipan los últimos indicadores conocidos. Para 2015, sin embargo, mantiene la previsión de un incremento del PIB del 2,2%.

Funcas explica en su último informe que estas estimaciones están sujetas a distintos riesgos a la baja. El más importante es la evolución de la zona euro, cuyas principales economías se encuentran en recesión o estancadas, a lo que se añaden los decepcionantes resultados de las economías emergentes. De mantenerse esa situación, la recuperación de la economía española se vería frenada.

Al mismo tiempo, el déficit exterior por cuenta corriente podría verse ampliado, introduciendo incertidumbres sobre la sostenibilidad de dicha recuperación a medio plazo, pues ello supondría volver a una senda de aumento de la deuda en un momento en que la misma aún no ha terminado su recorrido a la baja hasta niveles más sostenibles.

En este sentido, Funcas advierte también en su informe que la eficacia de las medidas adoptadas por el BCE el pasado 4 de septiembre va a ser limitada si no se acompaña de un cambio en la política fiscal y de reformas estructurales en el conjunto del área, y además, sus efectos sobre la actividad económica pueden tardar muchos meses en sentirse.

Otro riesgo procede del imprevisible impacto sobre los mercados financieros de la retirada de las medidas de expansión cuantitativa en Estados Unidos y el aumento de sus tipos de interés, que podría dar lugar a reajustes de precios y a un aumento de la rentabilidad de la deuda pública.

El cambio más relevante en las previsiones de Funcas para 2014 y 2015 se refiere a la composición esperada del crecimiento, con una mayor aportación de la demanda nacional (se ha revisado al alza la previsión para el consumo y la inversión en construcción), y un menor aporte del sector exterior (se ha recortado la previsión para las exportaciones y se ha elevado la correspondiente a las importaciones).

La creación de empleo, en términos de puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo, se situará en el 0,7% este año y el 1,5% el próximo. La tasa de desempleo media anual se situará en el 24,5% este año y en el 22,5% en 2015.