Hasta ahora era director general

Mark Fields sustituirá a Mulally como consejero delegado de Ford

Mark Fields.
Mark Fields. Reuters

Mark Fields será el presidente y también consejero delegado de la empresa automovilística Ford a partir del 1 de julio en reemplazo del actual, Alan Mulally, anunció hoy la compañía.

Durante una conferencia para anunciar el cambio en la dirección de Ford, el presidente del consejo de administración de la empresa, Bill Ford, agradeció a Mulally “todo lo que ha hecho por la compañía” y añadió que está seguro de que Fields “va a ser otro gran presidente”.

Por su parte, Mulally, de 68 años, dijo que tiene una gran confianza en Fields y reveló que este miércoles fue el primero que apoyó su nombramiento durante la reunión del consejo de administración de Ford.

“Fui el primero en apoyarlo”, dijo Mulally, quien añadió dirigiéndose a Fields: “Vas a ser excelente. Estoy realmente contento de que tengas la oportunidad de dirigir esta gran compañía”.

Mulally, que llegó a Ford en 2006 procedente de Boeing, es considerado en el sector como la clave del éxito del fabricante de automóviles durante los últimos años y la razón por la que Ford evitó la grave crisis que este sufrió en 2008 y 2009.

El actual presidente de Ford también recalcó que Fields es uno de los autores de la renovación de Ford en los últimos años, que ha permitido que el fabricante de automóviles acumule miles de millones de dólares en beneficios.

Mulally, que hace solo unos días aseguró que se mantendría al frente de Ford hasta finales de año, justificó el adelanto de su retiro porque ahora “es un buen momento para hacerlo” por la “confianza” que tiene en que su equipo “está listo”.

Ford ha estado preparando desde hace años la sucesión de Mulally para asegurar a los mercados e inversores que el relevo de su presidente no significará una ruptura en las políticas de la empresa.

Fields, de 53 años, confirmó que Ford seguirá las políticas que ha aplicado en los últimos años. “Somos como copos de nieve. Somos todo un poco diferentes. Pero todos tenemos el deseo de continuar esta cultura de una empresa fuerte y rentable”.

“Es una historia de continuidad porque todos creamos esto”, añadió Fields, que anteriormente fue director de operaciones y presidente de Ford para el continente americano.