Acumula ocho meses de subidas de matriculaciones
Un operario carga una furgoneta en fábrica
Un operario carga una furgoneta en fábrica

La venta de vehículos comerciales crece un 25% en noviembre

Se vendieron 7.585 unidades de estos automóviles el mes pasado

El plan de estímulo a la compra Pima Aire ha agotado ya los 38 millones de euros de fondos

Las matriculaciones de vehículos comerciales ligeros y furgones se elevaron a 7.585 unidades durante el pasado mes de noviembre. Supone un aumento del 25,1% respecto al mismo mes de 2012, según las asociaciones de fabricantes (Anfac), concesionarios (Faconauto) y vendedores (Ganvam).

El mercado de vehículos comerciales acumula así ocho meses consecutivos de crecimiento, impulsado por los incentivos del Plan PIMA Aire, que ha agotado los 38 millones de euros a que ascendía su presupuesto, según indicaron a Europa Press fuentes del sector.

En los once primeros meses del año, las matriculaciones de este tipo de vehículos acumulan un crecimiento del 8,5%, con 76.927 unidades, y registran un volumen superior al contabilizado en todo el ejercicio de 2012.

Anfac, Faconauto y Ganvam destacaron la influencia positiva del Plan PIMA Aire, que ha impulsado los canales de empresas y autónomos, propiciando una movilidad más segura y eficiente. España sigue incrementando los volúmenes de este segmento respecto a otros países europeos. 

Agotamiento del plan Pima Aire

El Plan PIMA Aire consistía en un incentivo de 2.000 euros para la compra de vehículos de hasta 2.500 kilos (mil aportados por Medio Ambiente y otros mil por las marcas) y de 4.000 euros para los de más de 2.500 kilos (2.000 del Ministerio y 2.000 de las marcas), a cambio de entregar para el achatarramiento vehículos de hasta 3.500 kilos con una antigüedad mínima de siete años.

El Consejo de Ministros aprobó en febrero pasado el Plan PIMA Aire original, concebido como un plan de ayudas a la adquisición de vehículos comerciales por parte de pymes y autónomos, e impulsado por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

A principios de agosto, el Gobierno introdujo una primera modificación en este plan, para incluir también a los turismos, con un precio máximo de 30.000 euros, si bien los beneficiarios siguieron siendo exclusivamente autónomos, pymes y empresas.

El pasado 25 de octubre y coincidiendo con la aprobación del Plan PIVE 4, el Ejecutivo dio luz verde al PIMA Aire 2, que extendió las ayudas a la adquisición de motocicletas, ciclomotores y bicicletas eléctricas, y que, al mismo tiempo, se abrió a los clientes particulares.

Tras conocerse el agotamiento de los fondos para este plan, el presidente de la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor, Reparación y Recambios (Ganvam), Juan Antonio Sánchez Torres, solicitó en declaraciones a Europa Press que este programa de incentivo a la compra se mantenga hasta que la economía mejore y pidió su ampliación a vehículos usados de hasta cinco años de antigüedad.

El presidente de Ganvam recalcó la necesidad de que el Plan PIMA Aire conviva con el Plan PIVE 4 y de que este tipo de programas se mantenga en el tiempo, puesto que ayudan a los compradores, no a las empresas, y porque tienen un retorno para las arcas del Estado, permiten mejorar la seguridad vial y renovar el envejecido parque automovilístico español.

Segmentos de venta

El canal de autónomos creció un 83,6% en noviembre, con 2.727 unidades, mientras que el incremento de los once primeros meses es del 29%, con 23.859 unidades. De su lado, el canal de empresas sube un 13,8% en el último mes, con 3.970 unidades, y un 0,5% en lo que va de año (37.762 unidades).

En cambio, las compras por parte de alquiladores se redujeron un 18,6%, con 888 unidades, aunque crece un 3,6% en los once primeros meses del año, con un volumen de 15.306 unidades.

Por tipos de vehículo comercial, las ventas de derivados de turismo, furgonetas y 'pick up' crecieron un 26% en noviembre, con 4.893 unidades, y un 14,5% en lo que va de año, hasta 49.811 unidades.

De su lado, las matriculaciones de furgones ascendieron a 2.692 unidades en noviembre, un 23,3% más, con lo que el descenso acumulado en los once primeros meses del año se limita al 1%, con 27.116 unidades.

El Plan PIMA Aire de incentivos a la compra de vehículos comerciales, turismos y de motocicletas, ciclomotores y bicicletas eléctricas ha agotado los 38 millones de euros a que ascendía su presupuesto, según han informado a Europa Press en fuentes del sector.

Este programa ha permitido la reactivación del mercado de vehículos comerciales ligeros, que en octubre acumulaban siete meses consecutivos de crecimiento, y ha actuado durante poco más de un mes como alternativa al PIVE, al ofrecer los mismos incentivos para la compra de turismos. Además, subvencionaba motocicletas, ciclomotores y bicicletas eléctricas.

 

 

Normas