La marca lidera las ventas a particulares
Francisco Pérez Botello, presidente de VW España
Francisco Pérez Botello, presidente de VW España

Volkswagen: “No habrá un repunte del mercado con un 26% de paro”

El presidente de la marca en España, Francisco Pérez Botello, pide que los incentivos a la compra se prolonguen y que se revise la carga fiscal el automóvil.

El sector del automóvil comienza a ver una lenta salida del túnel en el que se introdujo en 2010, cuando se inició el desplome que se ha llevado por delante más de la mitad del mercado de turismos. Después de las cifras de matriculaciones de octubre, los primeros diez meses del año han representado el primer aumento acumulado de ventas con respecto al mismo periodo del año anterior. Un ejercicio que cerrará en el entorno de las 710.000 unidades y, si no hay grandes cambios, con Volkswagen repitiendo liderazgo de ventas.

Su presidente en España, Francisco Pérez Botello, afirma que el primer puesto del ránking de marcas “no es el objetivo”, sino “repetir la misma cuota de mercado del año pasado, un 8,9%. Si eso significa ser líderes del mercado, bienvenido sea”. Y así será, ya que, como el propio ejecutivo confirma, esperan cerrar en ese porcentaje “como mínimo”, y repetir volumen de ventas, entre 60.000 y 65.000 unidades. Unos objetivos cumplidos gracias a los sucesivos planes de incentivos a la compra, los PIVE, hasta la fecha cuatro, y que para Pérez Botello “deben tener una continuidad y hacer de puente entre la situación que estamos viviendo y la recuperación económica que parece que empieza a producirse”. El proceso promete ser lento, y requerirá que estos incentivos “no deban retirarse de forma brusca, porque podrían provocar una caída del mercado”, según Botello. De hecho, pese a la mejoría experimentada en las ventas de turismos a particulares, el presidente de Volkswagen España anticipa que, si en 2014 no se renuevan estos planes, las cifras de ventas serán peores a las que se registren este año, porque seguirá existiendo un elemento clave: “mientras tengamos un 26% de paro no podremos decir que hemos salido de la crisis y que vamos a tener un gran repunte en el mercado del automóvil”. Éste, en cualquier caso, no volverá a instalarse en los 1,6 millones de unidades de 2007. “España, en un año normal, debería tener un mercado de 1,2 millones”, afirma.

Para lograr una recuperación plena del sector en España, Pérez Botello establece dos ejes: la fiscalidad y la concienciación. El primero, porque “el automóvil soporta grandes cargas fiscales. Hay que hacer más accesible la compra”. Y el segundo, porque “los vehículos de cierta edad no tienen ni de lejos los sistemas de seguridad de los actuales”. Esta combinación “puede ayudar a generar una aceleración de la recuperación”.

Relación con los concesionarios

La crisis del mercado obligó a fabricantes y concesionarios a dejar de lado sus clásicas diferencias y a trabajar de forma más estrecha para salir del atolladero. Sin embargo, el presidente de la patronal Faconauto, Jaume Roura, pedía la semana pasada mejores condiciones de venta para las redes de distribución, reabriendo un debate cerrado tras la suspensión de la Ley de Distribución, que quería regular las relaciones entre concesionarios y fabricantes y que quedó sin efecto a principios de 2012, siendo sustituida por un código de buenas prácticas acordado por el sector.

Para Pérez Botello, la distribución de automóviles “está regulada por el reglamento europeo, la block exemption. Y a donde no llega el reglamento europeo llega el código mercantil español”. El presidente de Volkswagen cree que no es el momento de “abrir debates que son estériles”, sino de la unidad del sector:_“Los fabricantes estamos empujando mucho en la dirección de los concesionarios, promoviendo iniciativas que favorezcan la rentabilidad de las redes. No conozco un coche que le hagamos funcionar empujando uno por delante y otro por detrás”, resume reconociendo la “sensibilidad” del Gobierno con el sector.

El e-Up!, por 26.300 euros desde mediados de 2014

Volkswagen: “No habrá un repunte del mercado con un 26% de paro”

Pérez Botello, junto al responsable de movilidad eléctrica de Volkswagen (VW) Rudolf Krebs, presentaba ayer el e-Up!, el primer vehículo eléctrico de cero emisiones de la marca que se produce en serie. Se pondrá a la venta a mediados del año que viene a un precio de 26.300 euros, sin contar las ayudas del Gobierno para este tipo de coches, que llegan hasta los 5.500 euros. Al e-Up! le seguirá el Golf eléctrico, que para Pérez Botello será la “absoluta referencia en su segmento”. Pero la gran apuesta de la marca serán los híbridos enchufables. VW quiere que en 2018, el 3% de los 10 millones de coches que espera vender utilicen enchufe, y que tres cuartas partes de ellos sean de este tipo, que solucionan los problemas de los eléctricos en grandes distancias

Normas