Breakingviews

El 'boom' del arte en Hong Kong

Hong Kong es ya un centro global de las finanzas pero, ¿puede convertirse también en uno de compraventa de obras de arte? La semana pasada el Art Basel Hong Kong demostró que la ciudad tiene todo lo necesario para atraer público y dinero. Pero las finanzas y las bellas artes son solo amigos de conveniencia.

La infraestructura de fondo explica el floreciente panorama artístico en Hong Kong y el creciente talento local. Lo que funciona para el trabajo en el sector financiero funciona también para las artes: a saber, una buena ubicación, el multilingüismo, la libertad de expresión, unas transacciones libres de impuestos y un sector logístico bien desarrollado. La ciudad es escenario habitual de ventas récord, con pesos pesados internacionales como Christie y Sotheby, así como casas de subastas regionales.

Sin embargo, algunas de las bases del auge del arte en Hong Kong parecen poco sólidas. Una de ellas es la cantidad de dinero que corre por el sistema como resultado de los bajos tipos de interés.

Por su parte, China es una amenaza y una oportunidad. Una desaceleración de la economía puede hacer mella en el consumo visible. Las ventas de obras de arte en la China continental se redujeron en un 44% entre 2011 y 2012, según los datos de los grupos de subasta Artprice y Artron.

Además existe el riesgo de que el gigante asiático intente recuperar el terreno perdido. La relajación de las normas de la censura o la reducción de los elevados impuestos para la importación de obras de arte podría ayudar a Shanghai y a Pekín a minar el liderazgo de Hong Kong. El gusto de los ricos compradores chinos por extrañas hacerse con extrañas obras de arte es en parte debido a que hay pocas opciones para invertir en el país.

Mientras oriente se enriquece, es inevitable que un día la región se convierta en un centro artístico que sea rival para París, Nueva York y Londres. Hong Kong parece por ahora la mejor posicionada, pero que esto continúe así dependerá tanto de la suerte como del diseño.

Normas
Entra en El País para participar