Sistemas de control y medición de calor y refrigeración

Sensus instala sus contadores en el metro de Madrid

La multinacional Sensus Metering Systems instalará un sistema de control y medición de calor y refrigeración en una de las estaciones del metro de Madrid. Esta estación, aún en construcción, cubrirá sus necesidades de climatización con energía geotérmica. El proyecto total tiene un presupuesto de 700.000 euros, según explica Fernando Gascón, director comercial de la filial española de Sensus.

El directivo asegura, respecto de este proyecto singular con energía geotérmica, que "la fuente calorífica a la hora de medir y controlar no es importante". Para la empresa, lo relevante es el posicionamiento en el área de energía.

La compañía es líder en la fabricación de soluciones de medición para diversos sectores estratégicos, aunque sus mayores ingresos provienen de la gestión del agua. Cuenta con 4.000 empleados en el mundo y factura alrededor de 560 millones.

En España la empresa lleva implantada desde la década de los setenta y copa una cuota de mercado del 25% en el metraje del agua. En 2009, inició el desarrollo de un plan de diversificación basado "en las tecnologías, la innovación y el medio ambiente", han afirmado desde la compañía.

Ante "la necesidad de controlar y gestionar de manera eficiente el consumo energético que se plasmó en el nuevo Código Técnico de la Edificación", Sensus planteó abrirse a este nuevo nicho de mercado y "diversificar nuestro negocio en sistemas de control de calor y refrigeración, que se unen al tradicional negocio del agua", detalla el director comercial de la compañía.

En principio, la facturación del grupo en España, que asciende a unos ocho millones de euros, proviene en un 90% del control del agua y en un 10%, de la medición energética. Las previsiones de crecimiento de la multinacional, respecto de los ingresos, es de un 6% anual. "En el segmento del agua, se venía creciendo en España a un ritmo entre el 1,5% y el 2%. La energía tenía que haber dado un empujón fuerte en el negocio pero la crisis y el parón en la construcción han estancado esta división", asume Gascón.