El maquillaje de la incertidumbre

Miguel Rodríguez

Tenían razón los analistas (muchos) que vaticinaron que tarde o temprano los grandes valores tomarían las riendas del mercado. Finalmente ha sido más bien tarde; las casas de análisis llevan dos años con la cantinela de que hay que apostar por valores grandes frente a los pequeños. El caso es que los small caps vivieron un periodo dorado entre 2003 y 2006, como estipula el guión de la ortodoxia financiera, según el cual los valores de menor tamaño sobresalen en las primeras fases de los ciclos alcistas.

Pero llegó un momento en que las valoraciones aconsejaban realizar una rotación de cartera, porque unas empresas habían subido mucho, quizá demasiado, en tanto que otras, las más grandes, permanecían en dique seco. A falta de blue chips a los que asirse, el Ibex tiró de opas y constructoras para seguir escalando posiciones, pero se topó en las postrimerías del ciclo económico con un escenario de desconfianza e incertidumbre en torno al mercado inmobiliario.

Los analistas tenían claro que el Ibex no podía aspirar a nuevos máximos sin contar con los grandes valores, y éstos han recogido el guante: han anunciado ambiciosos planes de crecimiento a gusto de los inversores y han saldado operaciones millonarias con un triunfo indiscutible. La consecuencia más palpable es que el Ibex cotiza nuevos máximos históricos.

¿Y ahora, qué? La pregunta es obligada y no tiene fácil respuesta. El Ibex gana en lo que va de año cerca del 10%, que era el objetivo que las casas de análisis daban en enero para 2007. A falta de menos de tres meses para que finalice el ejercicio, pocos analistas se aventuran a dar un objetivo para el 31 de diciembre. Esgrimen la cautela como arma para combatir una incertidumbre que, aunque maquillada por las últimas subidas, persiste en el ambiente.

Todo sea que la Bolsa obvie los mensajes de desaceleración que mandan estos días los organismos internacionales, y se lance desbocada hacia cotas exageradas. Pero eso, a largo plazo, es contraproducente.


Normas
Entra en El País para participar