_
_
_
_
_
Transporte

Iberia pide una oferta vinculante a TPG antes de abrir sus libros

El consejo de Iberia hizo ayer un gesto para mantener viva la oferta de TPG y su grupo, pero tras dejar claro que no le gusta su precio ni su plan industrial. No dará información sensible si no hay una oferta vinculante y satisfactoria. TPG no expresó cuál será su respuesta oficial.

Iberia pide una oferta vinculante a TPG antes de abrir sus libros
Iberia pide una oferta vinculante a TPG antes de abrir sus librosPABLO MORENO

Ni si, ni no, sino todo lo contrario. El consejo de administración de Iberia reunido ayer hizo el gesto que sus interlocutores le demandaban. Envió una comunicación a la CNMV en la que, con mucha literatura y más matices, dibuja un marco de juego para sus negociaciones con el grupo ofertante liderado por Texas Pacific Group (TPG) y British Airways, con vistas a abordar la posible venta del 100% de las acciones de la compañía.

El marco de juego tendrá ahora dos fases bien diferenciadas. En la primera, los dueños de Iberia 'manifiestan su disponibilidad a que la información de la empresa que pueda resultar de interés al objeto de la formulación de la oferta vinculante pueda ser puesta a disposición del consorcio (ofertante) en las condiciones que se acuerde por ambas partes'.

Fuentes cercanas al consejo de Iberia dijeron que los datos internos que se podrían ceder en este primer tramo que se refieren a 'informaciones de mercado que nunca desvelan la manera como la compañía aborda la obtención de sus ingresos. Tales datos no los tiene ni British Airways que, aunque es accionista, también es competidor'.

La segunda fase del proceso sólo se pondría en marcha si antes se cumplen dos requisitos. El primero, que el grupo integrado por TPG, British Airways, Quercus, Vista e Ibersuizas 'se decida a formular una oferta vinculante'. El segundo requisito consiste en que 'el consejo la considere de interés para la sociedad'.

Sólo si se dan ambas circunstancias, el órgano de administración de Iberia 'podría acordar en ese momento la entrega de información adicional'.

Una vez definida la oferta que se hace a su interlocutor para pactar las reglas que permitirán mantener abierta la partida que puede terminar con una operación de venta de Iberia, los actuales dueños de la compañía dedican el resto del hecho relevante a marcar salvedades.

Tras considerar 'positivo' el esfuerzo que TPG y sus socios realizan para seguir 'avanzando en el estudio de su propuesta hasta su definitiva concreción', los dueños de Iberia dejan claro que ello no significa 'en modo alguno ni bajo ningún aspecto' que se esté 'validando el precio indicativo propuesto por el consorcio, ni ninguna otra propuesta económica o estratégica que haya hecho hasta ahora, ni se condiciona el contenido del informe preceptivo que el consejo debería elaborar en caso de que se lanzara una opa'.

Las fuentes cercanas al consejo antes citadas interpretan que en este último párrafo deja clara su manifiesta disconformidad, no sólo con el precio de referencia de 3,6 euros por acción ofrecido por TPG, sino también con el plan industrial e, incluso, con la composición del propio grupo de compradores.

Fuentes cercanas del grupo liderado por TPG y por British Airways fueron ayer muy cautas a la hora de valorar la nota emitida por el consejo de Iberia. Interpretan que los dueños de la compañía cumplen con la petición realizada durante estos últimos días por los ofertantes y ello aparentemente debía de satisfacer sus expectativas. En todo caso remitieron a una previsible comunicación oficial del grupo, que puede producirse hoy mismo.

La cotización de la española responde al alza

Las acciones de Iberia volvieron a recuperarse ayer en la Bolsa al cerrar con un avance del 3,94% y situarse en 3,69 euros, después de que la aerolínea emitiese una comunicación oficial en la que condiciona la apertura de sus libros por completo a que el consorcio liderado por TPG y British Airways formule una oferta vinculante.Los títulos de la aerolínea cotizaron entre los 3,70 euros del precio más alto y los 3,55 euros del más bajo, cerrando a 3,69 euros, tras intercambiarse en el mercado un total de 12.798.879 millones de títulos, valorados en 46.461.807 millones de euros.Por su parte, British Airways, propietaria y a la vez ofertante en Iberia, vio subir el precio de sus títulos un 5,26%, tras escalar 22 peniques, hasta los 440,5. Los analistas interpretan que el repunte se debe a las noticias que llegaron desde la sede madrileña de Iberia. Por otro lado, la compañía de bandera comunicó ayer que ha transportado un total de 13,1 millones de pasajeros en el primer semestre del año, lo que representa un descenso del 4,2% en relación a los 13,7 millones de usuarios registrados en el mismo periodo del ejercicio anterior. No obstante, Iberia situó en el 80,2% el factor de ocupación de sus vuelos, 2,3 puntos porcentuales por encima del dato del primer semestre del año pasado.Entre enero y junio, la empresa de bandera registró descensos en el transporte de pasajeros en las rutas domésticas, con un 7,7% menos de usuarios; en sus rutas de medio radio, con un 3,9% menos, mientras que en las rutas de largo radio la aerolínea transportó un 8,8% más de pasajeros. La oferta se contrajo el 13,8% en vuelos cortos, mientras crecía el 10,1% en el segmento de largo radio.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Más información

Archivado En

_
_