Opa sobre Endesa

Enel y Acciona deberán preservar la autonomía de Endesa y mantener su sede en España

La Comisión Nacional de Energía ha aprobado la opa de Enel y Acciona sobre Endesa con condiciones, tal y como ha adelantado hoy Cinco Días. Entre los doce requisitos fijados por el Consejo de Administración de la CNE se encuentran el de que se preserve la autonomía de Endesa y que su centro efectivo de decisión permanezca en España.

La CNE tenía que dar su aprobación velando por las garantías de seguridad de suministro que ofrecen las compañías oferentes en virtud de la denominada Función 14. Enel y Acciona, por tanto y según la decisión del regulador energético, deberán mantener a Endesa como empresa autónoma, con plena responsabilidad operativa, y tanto su domicilio social como su centro efectivo de decisión tendrán que permanecer en España.

Además, la eléctrica italiana y la constructora española deberán asumir las inversiones comprometidas por Endesa en actividades reguladas y en activos estratégicos, y constituir una unidad orgánica dentro de la compañía española dedicada específicamente a gestionar las centrales nucleares.

También se establecen condiciones relativas a la seguridad de suministro y a la obligatoriedad de cumplimiento de inversiones. Además, se establece que Endesa debe mantener una unidad orgánica en relación con la gestión de activos nucleares, que sea ¢claramente identificada y auditable¢. ¢Esta unidad orgánica se configurará de tal forma que se asegure como mínimo el nivel actual de solvencia técnica y profesional de Endesa en materia nuclear¢, según la CNE.

ENDESA 21,35 -1,48%
ACCIONA 89,80 1,64%

Otra de las condiciones obliga a Enel y Acciona a presentar un informe detallado sobre su estrategia a corto, medio y largo plazo sobre aspectos que puedan afectar al interés general o a la seguridad pública en España. El primer informe tendrá que ser entregado antes de noventa días desde la toma de control de Endesa. Cada semestre, deberán presentar otro informe sobre eventuales operaciones que impliquen cambios en la situación patrimonial de Endesa. También recogerán las posibles operaciones entre Endesa y empresas participadas en, al menos, un 20 por ciento por Enel o Acciona.

Enel y Acciona deberán mantener a la compañía española ¢debidamente capitalizada¢ e informar de ello cada tres meses a la CNE. Endesa deberá informar al regulador energético de los acuerdos adoptados por el Consejo de Administración o la Junta de Accionistas, que podrán ser revocados por la CNE.

Más condiciones

Otra exigencia de la CNE es que la ratio entre deuda financiera neta y EBITDA (beneficio bruto de explotación) deberá ser inferior a 5,25 durante por lo menos cinco años. El primer informe sobre la situación financiera tendrá que presentarse en un plazo de sesenta días.

Las dos empresas asumirán y realizarán todas las inversiones comprometidas por Endesa en actividades reguladas (transporte y distribución de gas y electricidad) y en activos consideradas estratégicos.

Durante un periodo de cinco años, la eléctrica italiana y la constructora española tendrán que mantener dentro del grupo los activos de los sistemas insulares y extrapeninsulares: Baleares, Canarias, Ceuta y Melilla. Enel y Acciona deberán detallar sus planes en este ámbito en un plazo de tres meses y, posteriormente, remitir un informe cada año a la CNE sobre las inversiones realizadas desglosadas por comunidades autónomas.

Durante un periodo de cinco años, Enel y Acciona deberán garantizar que el consumo de carbón nacional de sus centrales no sea inferior a lo previsto en el Plan del Carbón 2006-2012. Endesa tendrá que mantener su autonomía en el aprovisionamiento de combustible. Además, Enel y Acciona deberán garantizar el aprovisionamiento de gas natural al mercado español.

La CNE podrá revocar la autorización concedida ahora en supuestos de especial gravedad para el interés general o en caso de incumplimientos reiterados. Algunas de las condiciones podrán quedar sin efecto cuando se supriman las limitaciones para entrar en el capital de Enel y los poderes especiales del Estado italiano.

Ambas compañías alcanzaron un acuerdo para presentar una oferta de compra sobre la totalidad del capital de Endesa, después de que el grupo alemán Eon se retirara de una guerra de ofertas por la eléctrica, aunque la firma germana podrá comprar un paquete de activos procedentes de Endesa.

En la actualidad, Acciona y Enel ofrecen 40,16 euros por título de la eléctrica presidida por Pizarro, una vez descontados 1,14 euros que la española desembolsó el lunes como dividendo complementario desde los 41,3 euros que inicialmente se comprometieron a pagar. Enel posee en estos momentos un 24,9% de Endesa y Acciona un 21,03%. Si se cumplen los trámites previstos, Acciona prevé tomar el control de Endesa hacia finales de año.

Enel no ve obstáculos a las condiciones

Enel no ve a priori ¢ningún obstáculo¢ en las doce condiciones , según fuentes próximas a la Italiana. Tras conocer los requisitos planteados por el regulador, estas mismas fuentes han asegurado que Enel ¢está evaluando cuidadosamente las condiciones, pero a primera vista no suponen un obstáculo¢ para la operación.

Para la eléctrica italiana, la decisión de la CNE ¢supone un nuevo paso adelante para el lanzamiento de la OPA y la toma de control de la compañía Endesa¢. Por su parte, fuentes de Acciona declinaron realizar comentario alguno hasta no concluir el estudio de las condiciones.