Participaciones

Santander aumentará mañana su poder de voto en Sovereign

La junta del Sovereign, el banco de EE UU en el que Santander tiene el 24,99%, tiene previsto aprobar mañana una resolución para dar a la entidad española un derecho de voto equivalente a su número de acciones. Pese a ello, Santander, inmerso en la pugna por ABN Amro, afirma no tener prisa por hacerse con el 100% de Sovereign.

La cita de los accionistas de banco americano es mañana en un museo de Filadelfia. En la junta, está previsto que se de a Santander permiso para tener derechos de voto por el 24,99% de las acciones que posee y no el 19,99% como hasta ahora tenía en virtud de una ley antiopas del estado de Pensilvania. Este requisito legal se puede obviar si los accionistas así lo desean. Sovereign ya informó a los reguladores a mediados de marzo que iba a solicitar estos cambios y estimaba que esta ley puede tener 'el efecto de enfriar la actividad de opas'.

No obstante, el banco español no tiene prisa por completar la compra de esta entidad que tiene 89.600 millones de dólares en activos y unas 800 oficinas de banca al por menor en la zona noreste de EE UU. Alfredo Sáenz, consejero delegado de Santander, decía recientemente que el escenario central del grupo en Sovereign 'hay que verlo leyéndose el contrato'. æpermil;ste estipula que Santander puede adquirir el capital que no controla de Sovereign a 40 dólares por acción a partir de mediados de 2008 o decidir mantener sus acciones al menos cinco años a partir de su entrada en el capital. Según Sáenz, eso significa que 'no se va ha hacer nada hasta 2009'. La cláusula, sin embargo, se puede salvar si el consejo de Sovereign invita a Santander a aumentar su participación antes de esta fecha. Algo que, según el consejero delegado del banco español, no se ha producido de momento.

En los mercados se considera poco probable que Santander incremente su peso en Sovereign por dos motivos. El primero es la batalla abierta por hacerse con el ABN Amro que lidia junto con Royal Bank of Scotland y Fortis y tiene como rival a Barclays. Además, el sector de la banca mediana, en el que se encuentra Sovereign, está en estos momentos ante una fuerte presión en EE UU. Ya lo estaba cuando Santander entró en su capital, ya que entonces la curva de tipos estaba invertida y el negocio de los préstamos arrojaba un escaso margen. Ahora, se ha complicado todavía más por la crisis hipotecaria.

SANTANDER 2,40 0,67%

Sovereign vendió hace meses parte de su cartera hipotecaria y puso en marcha un plan para reducir costes (lo cual redujo sus beneficios un 66% en el primer trimestre), pero aún mantiene una importante cartera de préstamos que puede sufrir mientras lo haga el mercado inmobiliario.

Sovereign tiene 320 millones de dólares en hipotecas subprime o de alto riesgo (el 2% del total) y 2.600 millones (el 18%) de las llamadas Alt-A, que se suelen conceder a personas que no aportan documentación completa de sus activos. Las Alt-A también se consideran arriesgadas.