Mercados

Los mercados europeos moderan las caídas en una sesión volátil

Sesión de alta volatilidad en los mercados del mundo, pero sobre todo en los europeos. Los índices de la región abrieron con pérdidas tras la resaca de la caída de Wall Street la víspera, que llegó a ser la más alta desde el 24 de marzo de 2003, en plena guerra con Irak. El Ibex comenzó con un recorte del 1,56%, y el Euro Stoxx, del 0,07%.

El índice de Shanghai puso la cara más amable del día, al subir el 3,95% en la sesión, tras el descalabro precedente del 8,84%. Pero la mejora de la Bolsa china no sirvió para templar los nervios. La atención estaba centrada en la apertura bursátil de Estados Unidos, en la publicación de algunas cifras económicas relevantes del país, y en las palabras que pronunciara Ben Bernanke, presidente de la Reserva Federal, ante la comisión de presupuesto de la Cámara de Representantes. Wall Street mostró fortaleza en un principio y obvió la revisión a la baja del PIB en el cuarto trimestre, hasta el 2,2%, la caída del índice manufacturero de Chicago, cayó por debajo de los 50 puntos, un nivel que indica crecimiento de la actividad, y el descenso de las ventas de viviendas nuevas en enero hasta un 16,6%, el peor dato en 13 años.

Las cifras coincidieron con la exposición de Bernanke, que fue el gran salvador para las Bolsas en el día. El presidente de la institución monetaria intentó quitar hierro a las últimas palabras de su antecesor Alan Greenspan, en las que pareció insinuar una posible recesión a finales de año, y que contribuyó al nerviosismo de los inversores. 'Mi punto de vista, tomando en consideración todos los nuevos datos, es que realmente no hay cambios materiales en nuestras expectativas para la economía de Estados Unidos desde la última vez que informé al Congreso hace un par de semanas', dijo. A su juicio, no hay nada que justifique el desplome de los mercados el martes y consideró que si se frena la caída del sector inmobiliario la economía podría mejorar bastante.

El Ibex cerró con un descenso del 1,11% y con un volumen histórico de contratación: 14.580 millones

Fue mano de santo. Wall Street aceleró el ritmo a media tarde y su optimismo rebotó directamente hacia el otro lado del Atlántico. Europa se puso a mejorar y el cierre se entonó en toda la región, aunque no pudieron evitarse las pérdidas. El Ibex cayó el 1,11%, pero en el peor momento de la sesión llegó a perder hasta un 2,34%. El nerviosismo dominó la sesión y buena cuenta de ello da la oscilación que tuvo el índice entre el nivel más bajo y alto, un 2%. Hubo, además, mucho dinero: 14.581 millones de euros, cifra histórica para la Bolsa española

Con la pérdida de las dos últimas sesiones (4%), el Ibex 35 ha cerrado febrero con un recorte del 2,09%. Es el primer mes en negativo después de ocho consecutivos al alza. En el año se mantiene en positivo (0,72%).

Por valores, Sacyr Vallehermoso volvió a ocupar la peor posición dentro del Ibex, con un descenso del 5,41%. Entre ayer y la víspera ha perdido el 12,25%, pero en 2006 ganó el 126%. Grandes valores como Telefónica, BBVA y Repsol perdieron ayer por encima del 2%

Endesa ganó un 0,87% después de que el mercado conociera que Enel ha comprado un 10% de la eléctrica española a 39 euros por acción. Endesa cerró a 38,45 euros, la compañía italiana perdió el 2,56% y Eon, el 3,98%.

La oleada de ventas se cebó en los valores de menor capitalización, que han sido los que más han estado subiendo. Astroc perdió un 17,89% en su peor jornada desde que saliera a Bolsa en mayo. Cleop estuvo entre las grandes perdedoras del día (-6,40%).

El Dax, el Cac y el Euro Stoxx saldaron la jornada con bajadas del 1,53%, 1,29% y 1,67%.

Wall Street consiguió mantenerse a flote y las ganancias llegaron al 0,56% en el caso del S&P, y del 0,43% y 0,34%, el del Dow Jones y Nasdaq.

Con dos caídas de fondo importantes, Europa intenta ahora discurrir el devenir de las próximas sesiones. Los analistas siguen sin ver un cambio de tendencia, y contemplan los recortes como saludables. 'China ha sido la excusa. Perdió el martes un 9%, pero en febrero había subido el 10% y un 130% el ejercicio pasado. Las palabras de Alan Greenspan no cambian el fondo alcista. El grueso de las Bolsas siguen sin estar caras', comenta Javier Mata, de Nmás1.

Dominic Rossi, director de renta variable global de Threadneedle, considera que 'los inversores deben aceptar que en un mercado alcista, como el que nos encontrábamos, existen caídas agudas que hacen recordar que la inversión en acciones no es unidireccional'. Para el experto, la positiva visión sobre la renta variable permanece 'inalterable'. 'Estamos sacando provecho de las caídas para incrementar nuestra exposición favor de las acciones más atractivas por valoración', dijo. Tony Dolphin, director económico y de estrategia de Henderson Global Investors, comparte la opinión de que ' los fundamentales de la economía de EE UU son ampliamente favorables y es improbable que éste sea el comienzo de un mercado bajista. Añadió, que 'sin embargo hay una seria tensión en el mercado crediticio de Estados Unidos y en el carry trades aprovechar las diferencias de tipos de interés entre países para obtener rentabilidad'.

Tranquilos hasta que no pierda el 13.500

El Ibex concluyó la sesión en 14.248,40 puntos. Es un nivel que a los especialistas en análisis técnico no preocupa en absoluto. 'En el corto plazo, un cambio de tendencia se podía producir si llegamos a un mínimo inferior en los 13.500 puntos', señala Luis Benguerel, de Interbrokers. Con un horizonte más amplio, el analista señala que la clave está en que el Ibex no esté por debajo de los 12.500 o 12.800 puntos, que 'es el canal alcista que viene marcando entre los años 2002 y 2003'. Así, asegura que lo que están viviendo ahora los mercados se trata meramente de una corrección 'sana en el camino, que por otra parte ha de aprovecharse para buscar oportunidades de inversión.

Benguerel espera una tendencia lateral en el Ibex durante los próximos días entre los 14.100 y 14.500 puntos. El índice inició el año en el 14.146,50 y alcanzó máximo en 14.915,80. Esto supone un ascenso de 769 puntos en menos de dos meses. El año pasado, el selectivo obtuvo una rentabilidad del 31,79% con una suma total de 3.413 puntos.

Luis Benguerel es de los que opinan que las Bolsas siguen el curso de antes. 'Las cosas no cambian en 24 horas. Los hegde funds han sacado provecho de la situación, y ayer provocaron pánico en la apertura. El pequeño especulador ha sido el más afectado en esta caída', dice.

Inversis Banco predice que 'los mercados van a quedar algo debilitados, ganarán en volatilidad y conforme recuperen la confianza, en el medio plazo retornarán las subidas; pero por el momento, una mayor oscilación y el sentimiento negativo pueden pesar un tiempo.' Comenta esta firma de inversión que los dos momentos de máxima volatilidad se vivieron en mayo de 2006 y septiembre de 2001. 'Si existiera una tipología, habríamos de decir que febrero de 2007 tiende a parecerse más a mayo de 2006', dicen. El Ibex perdió entre el 10 de mayo y el 14 de junio, el 12%. Tardó ocho semanas en recuperarse.

China

¦bull; 'Esperábamos una corrección en la Bolsa de China, tal como ha ocurrido, y sin embargo nos ha sorprendido el impacto que ha tenido en otros mercados; es indicativo del impacto que tiene la inversión en el país', dijo la firma de calificación S&P.