Terremoto en la banca italiana

El Banco de Italia se defiende y dice que no discrimina a las entidades extranjeras

El Banco de Italia ha asegurado en una carta que no discrimina a las entidades extranjeras que intentan lograr el control sobre las compañías nacionales, y apunta que su labor de control y tutela la ejerce según la legislación, en respuesta a comentarios en la prensa sobre el posible trato desigual aplicado en casos como el del español BBVA en su adquisición sobre la BNL, y el del holandés Abn Amro en su intento por controlar la Antonveneta.

El secretario del organismo, Angelo de Mattia, afirma que "no es verdad" que haya un trato discriminatorio, y añade que la misión de vigilancia del sector que lleva a cabo el Banco emisor se realiza "sobre todas" las entidades financieras y crediticias "sin diferentes".

Menciona en concreto el caso de Abn Amro, que había presentado un recurso ante un tribunal administrativo italiano por presunta discriminación respecto a Popolare di Lodi, su rival para adquirir Banca Antonveneta y pone énfasis en que ese órgano judicial lo rechazó.

La Comisión pide escucha al Banco de Italia

BBVA 4,62 1,49%

Casi al mismo tiempo, el portavoz de la Comisión Europea, Jonathan Todd, afirmaba que el Comisario del Mercado Interno Charlie McCreevy está analizando con detalle el contenido de la respuesta, recibida ayer, del organismo italiano al banco central europeo.

Los responsables de competencia de la Comisión habían escrito al banco central italiano para determinar el motivo por el que ha permitido a Banca Popolare di Lodi aumentar su participación en Antonveneta. Esa autorización ha permitido a la primera ocupar todas las plazas del nuevo Consejo de Administración de Antonveneta, un duro golpe para las esperanzas de ABN Amro.

La respuesta de ABN Amro fue fulminante, y acusa al Banco de Italia, que regula el sector bancario, de favorecer a su rival, la Popolare di Lodi, para consolidar el sector bancario nacional italiano.