Desacuerdos

Diferencias políticas rompen el consenso en Caja Madrid

No ha habido entendimiento. El consenso que ha primado en todas las renovaciones del consejo de Caja Madrid desde 1996 no ha podido producirse, y las fricciones entre las distintas fuerzas políticas y sindicales que componen la asamblea de la caja parece que van en aumento. Ayer a las 15.00 horas finalizaba el plazo para presentar las listas con los 172 consejeros generales de la caja madrileña correspondientes a ayuntamientos (100), Asamblea de Madrid ( 40) y entidades representativas (32), que elegirán al consejo y al presidente. La votación se llevará a cabo el día 29 en la asamblea de la caja.

De hecho, de los 172 consejeros generales 12 pasarán al consejo: siete por parte de los ayuntamientos, tres por la Asamblea de Madrid y dos por entidades de representación.

Pero, a diferencia de otras ocasiones, en las que todos los grupos optaban por presentar listas únicas para cada uno de los grupos a renovar, ahora el PP; PSOE, junto a UGT y la unión de Madrid de CC OO (sin el apoyo de la Confederal del sindicato), e IU han presentado candidaturas diferentes para disputarse los siete puestos correspondientes a las corporaciones locales. De estos puestos tres corresponden a personas de reconocido prestigio designados por cada uno de los tres partidos políticos. El PP ha elegido a Jesús Pedroche, el PSOE a Antonio Romero e IU a José Antonio Moral Santín.

Pero es en los cuatro puestos restantes donde los intereses del PSOE,UGT y un sector de CC OO chocan con IU, que quiere mantener sus dos consejeros actuales. Así, mientras que el PP ha presentado una lista encabezada por Mercedes de la Merced y Alberto Recarte (ambos ya consejeros), el PSOE ha presentado otra lista cuyo primer candidato es José María Arteta (ex alcande de Móstoles). El segundo es José Caballero.

La candidatura socialista estará apoyada por UGT, que también presenta candidato (Gonzalo Martín) y por la unión de Madrid de CC OO. Pero este grupo no ha logrado convencer ni a la Confederal de Comisiones Obreras ni a IU. De hecho, Izquierda Unida ha decidido presentar también candidatura para mantener a su consejero, José Luis Acero, que también contará con los votos de la Confederal de CC OO.

De esta forma, IU muestra su disconformidad con el PSOE. Este grupo político había propuesto a Fausto Fernández, coordinador de Madrid de IU, que no presentará listas por ayuntamientos y que apoyará las del PSOE. A cambio, los socialistas sugerían que IU presentase candidatura por la Asamblea de Madrid, con lo que se evitaría, según los cálculos del PSOE, que Ricardo Romero de Tejada volviera a ser consejero de la caja. IU ha rechazado esta propuesta, aunque dará su apoyo a la lista del PSOE. Los socialistas mantienen que era en la Asamblea donde IU podía presentar lista, razón por la que insinúan que este partido cuenta con avales del PP para poder contar con un candidato por ayuntamientos. Fuentes de IU desmienten las insinuaciones del PSOE y aseguran que sólo tienen representación suficiente en la caja para presentar lista por ayuntamientos.

Tras esta falta de entendimiento, el PSOE ha optado por presentar dos listas por la Comunidad, una encabezada por Ramón Espinar, actual vicepresidente de la caja, y otra por Angel Díaz. El PP presenta una lista con Miguel Blesa, presidente de la caja, en cabeza, y Romero de Tejada de segundo.

Una batalla sindical sin solución posible

Las elecciones en Caja Madrid han dejado patente las diferencias existentes en el seno de Comisiones Obreras. No en vano, la dirección general de este sindicato presentará una lista para disputar el candidato de las entidades de representación. Para ello han elegido al profesor de Economía de la Universidad Complutense Jaime González. Esta candidatura también estará apoyada por IU.

Lo insólito es que la unión de Madrid de CC OO ha presentado otra candidatura, la de Rodolfo Benito, del sector crítico del sindicato, que cuenta con los apoyos del PSOE y de UGT. El PP ha presentado otra lista encabezada por el presidente de los empresarios de Madrid, Gerardo Díaz.

Hasta ahora el PP tenía mayoría en el consejo de la caja, con nueve representantes; mientras que el PSOE contaba con cinco; IU y CC OO tenían dos; la Confederación de Cuadros, uno; y la Unión Independiente de Impositores, otro. Hasta ahora el consenso había sido la tónica del consejo, ahora roto. Las nuevas elecciones no logran poner en peligro la reelección de Blesa como presidente, pero si desestabilizan al consejo, dadas las diferencias de criterios existentes.

A pesar de ello, todos los grupos afirman que apoyarán el día 29 a Blesa.