Aerolíneas

Delta deja sólo un vuelo a España tras la caída de la demanda por la guerra

La decisión de Delta deja en tierra el vuelo Barcelona-Nueva York vía Madrid y el Madrid-Nueva York, además del Barcelona-Atlanta vía Madrid. La decisión, además, supone posponer indefinidamente la inauguración de los trayectos directos entre Barcelona y Nueva York y Barcelona y Atlanta, que tenían que entrar en funcionamiento el 16 de abril. Así, el único vuelo de la compañía entre España y Estados Unidos que, de momento, sigue funcionando es el vuelo diario Madrid-Atlanta.

El conflicto bélico en Irak ha producido un descenso aproximado del 12% en los viajeros de estos vuelos, segçun ha explicado la compañía. Delta ha afirmado que cuando la situación internacional mejore y la demanda lo justifique se volverán a restablecer los vuelos. Según cálculos de la Asociación de Transporte Aéreo (ATA), en Estados Unidos, el tráfico aéreo de pasajeros se redujo un 10% la pasada semana, cuando comenzó la ofensiva anglo-norteamericana contra Irak. La ATA ha añadido que las reservas para un periodo de entre dos y tres meses se han reducido un 20% en el mercado americano y un 40% en el internacional.

Como Delta, otras aerolíneas se enfrentan a problemas a causa de la guerra, así British Airways ya ha anunciado que reducirá su capacidad un 4% durante los meses de abril y mayo y adelantará al mes de septiembre el despido de 13.000 empleados. La compañía US Airways, la séptima mayor de Estados Unidos, ha anunciado también una reducción de en torno al 4% en sus vuelos nacionales e internacionales a causa de la caída en la demanda por la guerra en Irak.