Repunte bursátil

El SCH marca su mayor precio en Bolsa en dos semanas tras el optimismo del FMI sobre Brasil

Los analistas coinciden en señalar, y hoy las acciones hacen buenas sus tesis, que los inversores españoles están más preocupados por la salud de los balances que por los escándalos financieros que en al otro lado del Atlántico asolan las cotizaciones. En efecto, ni el 'caso BBV' por las cuentas opacas ni la sentencia contra Botín por las cesiones de crédito han empañado la cotización de las dos entidades.

Han sido sus implicaciones con la crisis latinoamericana las que han llevado a tres agencias de calificación ha rebajar la nota de SCH, que tiene un 30% de su valor neto de activos expuesto a Brasil, lo que ha sido ignorado por los inversores, que hoy aupaban los precios de la acción de la entidad un 8,98%, el tercer valor que más sube del Ibex tras Repsol (+9,14%) y Telefónica (+10,67%). La petrolera también recoge el interés de los inversores tras la decisión del Gobierno de Duhalde de suprimir las retenciones a las exportaciones de carburantes en Argentina.

"El FMI ha dicho que la situación económica en Brasil no era tan mala como parecía. Brasil podría estar mal, pero no tan mal como pensábamos", argumenta Luis Benito, agente en Ibersecurities. Ayer, el director gerente del FMI dijo que no había una crisis económica inmediata en Brasil, pero que el organismo internacional estaba preparado para dar su apoyo. El Fondo recalcó, además, que la situación era "controlable".

Las preocupaciones de los inversores sobre la capacidad de Brasil para cumplir con sus obligaciones de deuda y sobre el contagio desde Argentina se han juntado con el éxito del candidato presidencial de izquierdas Luiz Ignacio Lula da Silva en las encuestas de cara a las elecciones de octubre.