_
_
_
_
_

Los planes de pensiones para autónomos despegan y logran atraer 70 millones en tres meses

Mapfre y CaixaBank son las entidades que más dinero han conseguido atraer hacia este nuevo producto

Planes pensiones autónomos Gráfico
Belén Trincado Aznar

Los planes de pensiones para autónomos empiezan a volar. Este instrumento de inversión colectiva, creado con la última reforma legislativa, atrajo 70 millones de euros en el último trimestre de 2023 y el patrimonio acumulado roza los 80 millones de euros. De momento, los líderes en este producto son Mapfre, CaixaBank y Santander.

El objetivo del Gobierno con la creación de esta figura es que se generalice el ahorro complementario para la jubilación entre el colectivo de trabajadores por cuenta propia, que siempre había tenido un acceso más limitado a los planes de pensiones. Por eso se creó el plan de pensiones de empleo simplificado (PPES), que puede contratar cualquier autónomo, y en el que se pueden aportar cada año 5.750 euros, frente al tope de 1.500 euros anuales que rige para los planes de pensiones individuales.

A pesar del interés del Ejecutivo por promover el ahorro colectivo, el despegue de los planes para autónomos ha sido muy lento. El primero se anunció en julio de 2022, tras un acuerdo entre VidaCaixa -la filial de seguros y pensiones de CaixaBank- y ATA -la mayor asociación de autónomos-. Después, han ido surgiendo otros planes, dos decenas en año y medio. Pero a finales de septiembre tan solo habían conseguido atraer siete millones de euros.

“Se ha tardado, pero lo estamos consiguiendo. Es importante que los autónomos se familiaricen con esta figura, que tiene importantes ventajas fiscales”, explica el consejero delegado de una de las gestoras de planes de pensiones que ha empezado a administrar este tipo de productos.

El directivo se refiere al hecho de que las aportaciones a planes de pensiones de cualquier tipo pueden descontarse de la base imponible del Impuesto sobre la Renta. Así, alguien que gane 35.000 euros y aporte 5.000 euros a uno de estos PPES, solo tendría que tributar por 30.000 euros. Eso sí, al considerarse un salario diferido, el trabajador por cuenta propia tendrá que pagar el IRPF cuando empiece a rescatar el plan simplificado, tras su jubilación. Ese ingreso se considerará una renta del trabajo.

Individuales

El ex ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, fue el impulsor de la reforma del sistema de previsión social complementaria. Además de crear los PPES y los planes de empleo de promoción pública (ver apoyo), también decidió limitar las aportaciones a los planes de pensiones individuales a solo 1.500 euros al año.

Ángel Martínez-Aldama, presidente de Inverco (la asociación sectorial) considera que “la normativa actual es discriminatoria para los millones de trabajadores asalariados que no tienen acceso a un plan de pensiones colectivo y que han visto reducirse enormemente la posibilidad de constituir un ahorro complementario para su jubilación”.

En el caso de los planes de pensiones de empleo convencionales, los que dota una empresa en beneficio de su plantilla, el límite de aportación está en 8.500 euros anuales. El problema es que solo en algunas grandes compañías y multinacionales tienen disponible este tipo de producto.

El Gobierno considera que los planes de pensiones individuales han sido un producto que se han utilizado por contribuyentes con rentas altas, para tratar de aligerar su factura fiscal. Por eso han decidido caparlos y, en cambio, promover los planes de pensiones colectivos, ya sea para asalariados o para trabajadores autónomos.

A la espera de los planes de promoción pública

  • La figura.  La reforma de las pensiones de Escrivá creó también la figura de los planes de empleo de promoción pública, una figura que debería generalizar el ahorro para la jubilación entre los trabajadores de pymes. La clave de este producto es que su aprobación es más sencilla que los planes de empleo convencionales y que el control del vehículo no está a cargo de una comisión compuesta por representantes de los sindicatos y la empresa, sino por una comisión de control especial, que cuenta con expertos del sector y representantes de las grandes organizaciones empresariales y sindicales. Además, serán un producto extremadamente barato, con una comisión del 0,2% anual.
  • Retrasos.  Hay cinco gestoras que administrarán estos planes, tres cada una. Son VidaCaixa, Banco Santander, BBVA, Ibercaja y Caser. Aunque los 15 fondos ya están constituidos, todavía no han empezado a captar dinero. “Todavía está pendiente una reunión con la comisión de control de los fondos para cerrar la política de inversiones”, explica el director general de una de las cinco entidades participantes.
  • Hasta julio.  De acuerdo con otra fuente del sector, es muy probable que hasta el segundo semestre no empiece a entrar dinero en estos productos. “Todo dependerá de la renovación de convenios colectivos, pero ahora ni los sindicatos ni las empresas están muy por la labor de hacer aportaciones a planes de pensiones”, apuntan.

Las gestoras que han querido desarrollar esta fórmula, tan solo han tenido que firmar un acuerdo de promoción con una asociación de trabajadores por cuenta propia (ya sean los jóvenes empresarios de Zaragoza, los artistas falleros o los ambientólogos de Cataluña). Una vez constituido, cualquier trabajador autónomo puede ahorrar a través de ese vehículo.

En la actualidad hay ahorrados 85.000 millones de euros en planes individuales y 36.000 millones en planes de empleo. En los últimos años sale más dinero del que entra. El pasado ejercicio, en concreto, las retiradas netas fueron de 1.132 millones.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Regístrate gratis para seguir leyendo en Cinco Días

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte

Gracias por leer Cinco Días

_

Sobre la firma

Miguel Moreno Mendieta
(Madrid, 1979) es licenciado en Derecho y Economía por la Universidad Carlos III. También cursó el Máster de Periodismo de El País. Se incorporó al periódico Cinco Días en 2006, tras pasar por la web de El País y Mi cartera de Inversión. Escribe sobre el sector financiero, con un foco especial en fondos de inversión y los seguros.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

_
_