_
_
_
_
_

España es el segundo destino del Mediterráneo en el que menos subieron los precios hoteleros

Las tarifas se incrementaron un 27% hasta los 145,1 euros en 2023. Subieron más en Italia (45,4%), Egipto (45,1%), Marruecos (41,4%), Francia (41,1%) o Grecia (36,8%)

Precios hoteles en el Mediterráneo Gráfico
Belén Trincado Aznar
Carlos Molina

Alojarse en una habitación de hotel en España a lo largo de 2023, incluso fuera de temporada alta, se convirtió en un lujo que no estuvo al alcance de todos los bolsillos. Los últimos datos de la consultora británica Costar, facilitados en exclusiva a Cinco Días muestran que el precio medio de los hoteles (aquí incluye todas las categorías) se elevó a 145,1 euros por noche, lo que supuso un nuevo máximo histórico y un 26,8% más que la misma cifra de 2019.

Los empresarios hoteleros justifican ese fuerte aumento de precios por el incremento de costes vinculado al ciclo hiperinflacionista desatado desde el inicio de la invasión rusa en Ucrania en marzo de 2022. El último informe de Exceltur, en la que están representados compañías como Meliá, NH, Iberostar, Palladium, Riu, Hesperia o Piñero, constataba que el coste por la compra y consumo de energía se había disparado un 25% entre 2021 y 2023, mientras que la factura por la compra de alimentos y bebidas creció un 29,1% en el mismo período. En paralelo, los salarios pactados en convenio crecieron un 9,8% desde 2019 para tratar de compensar el encarecimiento de la vida.

Los datos de CoStar, en los que compara las tarifas de los ochos grandes destinos del Mediterráneo, arrojan una conclusión completamente diferente: España ya no es un destino tan caro si se compara con sus competidores del Mediterráneo. De hecho, el precio medio por alojarse en un hotel creció más en seis de los destinos analizados que en España y solo en uno de ellos (Túnez) el incremento fue inferior, con un alza del 22,4% desde 2019. El destino que más se encareció fue Turquía, afectada por una crisis hiperinflacionista, en el que las tarifas se duplicaron en el último año hasta los 129,10 euros. Las tarifas también crecieron más en Italia con respecto a España, con una subida del 45,4% desde 2019, en Egipto (45,1%), Marruecos (41,4%), Francia (41,1%) y Grecia (36,8%).

Turistas en el centro de Valencia.
Turistas en el centro de Valencia.CARLES FRANCESC

Si el análisis se realiza por precios, España queda todavía muy lejos de las tarifas medias que se cobran en los hoteles de Italia, Grecia y Francia y queda más cerca de las que cobran Marruecos o Turquía. La tarifa media más elevada se cobra en Italia, con 212,83 euros en 2023, seguida muy de cerca por Grecia (197,23 euros) y ya más lejos por Francia, con 174,87 euros. Frente a las críticas por el fuerte encarecimiento de los precios, los empresarios hoteleros, especialmente los que explotan activos de cuatro y cinco estrellas, consideran que los precios todavía pueden crecer más en España para equipararse con otros destinos europeos.

Inversión en reposicionamiento

Raúl González, consejero delegado de la división hotelera de Barceló en Europa, Oriente Medio y África, siempre ha defendido en sus comparecencias públicas que los precios de los hoteles en España todavía no están alineados con el importante esfuerzo inversor que se ha hecho en reposicionamiento. En concreto, Barceló invirtió 250 millones en compras y reformas de activos en 2023 y ha elevado esa cifra hasta los 400 millones para este año, tras liquidar su deuda y alcanzar un máximo histórico de beneficio bruto, con 400 millones. En esa misma línea, Nicolas Cousin, director general de la consultora hotelera Christie & Co en España y Portugal, anticipa que tanto el número de pernoctaciones como los precios volverán a crecer en comparación con 2023. “Los hoteles españoles están preparados para seguir siendo un punto focal para los inversores nacionales e internacionales. Prevemos que 2024 será otro año sólido, impulsado por mejores condiciones de deuda y expectativas convergentes entre vendedores y compradores”, recalcó.

Fabián González, fundador de la consultora Forward, recientemente adquirida por el grupo Kleber, incide en que el mejor ejemplo a seguir es el vivido en Madrid, que se ha convertido en el epicentro de la llegada de marcas internacionales hoteleras de lujo a España (Four Seasons, Marriott, Thompson, Nobu o Evok), lo que a su vez ha disparado las tarifas hoteleras que se cobran, superando a las de Barcelona, cuando tradicionalmente estaban por debajo. “Ha sabido crear un ecosistema para ese viajero de lujo, en el que tienen que participar hoteles, agencias de viajes, aeropuertos, autobuses, tiendas o centros comerciales. A un cliente de 1.000 euros por noche no le puedes ofrecer un paquete turístico. Y si lo que quieres es que alargue la estancia tienes que ofrecerle todo tipo de servicios”, recalca.

Menor rentabilidad

Si España aparece rezagada con respecto a otros destinos del Mediterráneo en tarifas, también figura retrasada, aunque en menor medida, en la rentabilidad que obtienen los hoteles por las estancias de sus clientes. El indicador que lo mide es el de los ingresos por habitación disponible (Revpar por sus siglas en inglés), en el que España llegó a los 105,74 euros en 2023, con un crecimiento del 23% desde 2019. En Italia, esa cifra rozó los 148 euros, con un crecimiento del 44,3% en cuatro años, seguida de cerca por Grecia, con 131,53 euros y un crecimiento del 32,3% desde 2019. Francia también superó a España, con 116 euros y un crecimiento del 36%. Marruecos, Egipto, Turquía o Túnez, sin embargo, quedan muy lejos con cifras que suponen la mitad o una tercera parte de los beneficios.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Para seguir leyendo este artículo de Cinco Días necesitas una suscripción Premium de EL PAÍS

_

Sobre la firma

Carlos Molina
Periodista de la sección de Empresas, especializado en hoteles, turoperadores, agencias de viajes y aerolíneas. Trabajó en la sección de Especiales entre 2001 y 2005 y escribió sobre comercio exterior, política económica y macroeconomía en la sección de Economía entre 2005 y 2015. También ha trabajado en ABC, Interviú y el diario Mediterráneo.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

_
_