_
_
_
_

Amazon ganó más de 1.000 millones utilizando algoritmos secretos de precios, según la FTC

La Comisión Federal de Comercio de EE UU acusa a la compañía de utilizar esta artimaña ilegal para ganar poder en el mercado

Marimar Jiménez
Logo de Amazon en un centro logístico.
Logo de Amazon en un centro logístico.

Amazon obtuvo unas ganancias extra de más de 1.000 millones de dólares utilizando algoritmos secretos para controlar los precios en el mercado, según la Comisión Federal de Comercio de EE UU. La FTC, que el pasado septiembre demandó al gigante del comercio electrónico por prácticas monopolísticas ilegales, hizo este jueves públicos algunos detalles dela demanda sobre las supuestas artimañas utilizadas por la compañía para elevar su beneficio y ampliar su poder en el ecommerce.

Según la FTC, la empresa fundada por Jeff Bezos creó un “algoritmo secreto denominado internamente Proyecto Nessie para identificar productos específicos para los que predecía que otras tiendas en línea seguirían los aumentos de precios de Amazon”. De este modo, la herramienta permitía no solo aumentar los precios de los productos de su plataforma, sino la de todo el mercado. “Amazon utilizó el Proyecto Nessie para extraer más de 1.000 millones de dólares directamente de los bolsillos de los estadounidenses”, subrayó el organismo, que hizo pública una versión resumida de la demanda en la Corte de Distrito estadounidense en Seattle.

El portavoz de Amazon, Tim Doyle, señaló que la FTC “tergiversa gravemente” la herramienta de fijación de precios y que la empresa dejó de utilizarla hace varios años. “Nessie se utilizaba para tratar de evitar que nuestra igualación de precios diera lugar a resultados en los que los precios se volvieran tan bajos que fueran insostenibles”, continuó Doyle. “El proyecto se aplicó durante unos años a un grupo de productos, pero no funcionó como se pretendía, así que lo descartamos hace tiempo”.

La FTC advirtió, por contra, que Amazon comenzó a probar el algoritmo de precios en 2010 para ver si otros minoristas en línea rastreaban sus precios y subir el de aquellos productos que probablemente fueran rastreados por los competidores. La Comisión Federal de Comercio también acusa a la multinacional de desactivar estratégicamente el algoritmo. Así, añadió que el gigante de internet lo puso en pausa durante sus eventos de ventas Prime Day y la temporada de compras navideñas, cuando había más atención puesta sobre el por parte de los medios y los clientes. “Pero después volvía a ponerlo en marcha y más ampliamente para compensar la pausa”, remarca la demanda.

El organismo estadounidense, que acusa a la compañía de utilizar su poder de monopolio para dañar a los consumidores y a la competencia, precisó que en abril de 2018 Amazon utilizó el algoritmo para fijar los precios de más de ocho millones de artículos comprados por los clientes que costaron colectivamente casi 194 millones de dólares, antes de dejarlo de usar en 2019. Según la FTC, el algoritmo fue utilizado por Amazon durante años y permitió a la compañía “mejorar sus ganancias en artículos de todas las categorías de compras” y “llevó a los competidores a elevar sus precios y cobrar más a los consumidores”, informó The Wall Street Journal.

Algunas fuentes han declarado al periódico estadounidense que mientras Amazon obtenía suculentos beneficios por el uso del Proyecto Nessie, sus competidores entendieron que “las reducciones de precios no se traducen en una mayor cuota de mercado, sino en márgenes más pequeños. “Como resultado, Amazon logró enseñar a sus rivales que es poco probable que unos precios más bajos se reflejen en una subida de ventas, lo contrario de lo que debería ocurrir en un mercado que funcione correctamente”, indicó la FTC, que pide a Amazon la retirada de las versiones editadas de la denuncia y permitir a la población de EE UU conocer el alcance de sus “prácticas monopolísticas”.

Según la citada Comisión, la tecnológica creó el algoritmo “para disuadir a otras tiendas online de ofrecer precios más bajos que los de Amazon (...) reprimiendo la competencia en precios”. Frente a ello, David Zapolsky, vicepresidente sénior de Política Pública Global de Amazon, indicó en un blog que la FTC no entiende en absoluto cómo funcionan los mercados minoristas, y dijo que si tiene éxito su demanda, el resultado sería anticompetitivo e iría en contra de los consumidores, “porque tendríamos que dejar muchas de las prácticas que realizamos para ofrecer y destacar los precios bajos”, informó Wired.

Esta publicación recoge la opinión de Luc Rocher, profesor del Instituto de Internet de la Universidad de Oxford, quien estudia los efectos perjudiciales de los algoritmos sobre la competencia. Este experto publicó en X (antes Twitter) que el algoritmo de Amazon “coincide perfectamente” con las predicciones de un informe que presentaron a principios de este año, donde concluían que “los potentes algoritmos de fijación de precios de las empresas dominantes son capaces de manipular a los competidores y hacer que bajen o suban sus precios, a expensas de los consumidores”.

La FTC también acusó a la empresa fundada por Jeff Bezos de exigir a los vendedores bajo la característica Prime que utilizaran sus servicios de logística y entrega (pese a que estos prefirieran utilizar otros servicios externos que les ofrecieran mejores condiciones económicas) y de utilizar prácticas cuestionables para impulsar su negocio publicitario, pese a que “dañaron a los consumidores” al hacer que los resultados de búsquedas en su tienda fueran menos relevantes.

La Comisión igualmente denunció que la compañía trata de ocultar información sobre las operaciones a las autoridades antimonopolio mediante el uso de la función de desaparición de mensajes de la aplicación de mensajería Signal y dijo que la compañía destruyó las comunicaciones desde junio de 2019 hasta principios de 2022.

El pasado junio la FTC interpuso otra demanda contra Amazon alegando que el gigante del comercio electrónico ha engañado a los consumidores para que se suscribieran a su servicio Prime, su programa de membresía, y ha dificultado deliberadamente su cancelación.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Marimar Jiménez
Redactora senior en la sección de Empresas de CINCODIAS. Sigue la actualidad del sector de tecnologías de la información y del ecosistema emprendedor español. Antes de incorporse al diario en 2000 trabajó en Actualidad Económica y los suplementos Futuro y Negocio en EL PAIS. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid.

Más información

Archivado En

_
_