_
_
_
_
_

El Gobierno estudia si Ferrovial necesitará una autorización explícita del Consejo de Ministros para cambiar de sede

Calviño defiende un marco fiscal “global” para evitar “competencia a la baja”

La vicepresidenta tercera del Gobierno de España y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, durante el VI congreso GOinterHUB, en el CIS Galicia,
La vicepresidenta tercera del Gobierno de España y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, durante el VI congreso GOinterHUB, en el CIS Galicia,Raúl Lomba (Europa Press)

La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, señaló ayer tras el anuncio de marcha de Ferrovial a los Países Bajos que el Gobierno está analizando si puede actuar dentro del “marco de vigilancia con respecto a la inversión en sectores estratégicos” establecido por la crisis. El Consejo de Ministros aprobó el pasado mes de diciembre la prórroga durante dos años más, hasta finales de 2024, del blindaje a empresas estratégicas, el popularmente conocido como escudo ‘antiopas’, y la extensión de la moratoria contable

Según Ribera, se trata de analizar si “se requiere una autorización explicita por parte del Consejo de Ministros o si la decisión se puede tomar sin ningún problema y trasladarse a otro país comunitario”, explicó en una entrevista este domingo en Radio Galicia-Cadena SER.

Por su parte, la vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, defendió este lunes que haya un marco fiscal, “ya no europeo, incluso global”, en el que se desenvuelvan las empresas, con un tipo de Sociedades “mínimo común”, para así evitar “competencia a la baja”, después de que Ferrovial haya decidido mover su sede social de España a Países Bajos.

Así lo dijo Calviño en una entrevista en RNE recogida por Servimedia en la que consideró que “Países Bajos ha mejorado mucho en estos últimos años, igual que otros países europeos, en parte gracias a la presión que ha habido de las instituciones y de países como España”.

No obstante, Calviño defendió un marco “ya no europeo, incluso global” en el que haya un tipo de tributación mínimo “común” en Sociedades, que se “evite esa huida o competencia” entre sistemas fiscales porque es una “competencia a la baja que nos empobrece a todos” y en este punto, puso el ejemplo de que sucede “lo mismo” con las comunidades autónomas españolas que deciden bajar impuestos frente a las que no.

La vicepresidenta insistió en su postura de que la decisión de Ferrovial es “errónea” y en que se analizarán “las implicaciones” de su marcha al considerar que los argumentos de la empresa “no se sostienen” y “arrojan serias dudas”.

También opinó que el hecho de que la empresa cerrara en Bolsa el primer día de cotización tras la decisión con una subida del 0,61% supone que “el mercado no ha integrado de una manera sustantiva este cambio, lo cual contribuye” al argumento del Ejecutivo de que “no se entienden” los argumentos dados por la empresa. Además, afirmó que Alemania también es un país tripe A y podría haberse escogido este país.

Al ser preguntada sobre si Ferrovial cambia su domicilio social para pagar menos impuestos, Calviño dijo no querer “especular” y señaló que no le consta que el presidente de la empresa, Rafael del Pino, esté intentando hablar con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. En este punto, afirmó que Sánchez “tiene relaciones muy fluidas con los grandes empresarios de este país”.

Por otra parte, al ser preguntada sobre la posibilidad de que se amplíe la cesta de productos a los que se les ha bajado el IVA, la vicepresidenta resaltó que las medidas deben evaluarse “con mucho cuidado” y que una bajada “general” del IVA debe utilizarse “con carácter extraordinario porque tiene muchos efectos colaterales negativos”.

No obstante, acto seguido aseveró que la bajada practicada desde el comienzo del año está teniendo impacto y la evolución del precio de esos alimentos “es distinta”.

La previsión del Gobierno es que la inflación baje en este año aunque Calviño auguró “mucha volatilidad” mes a mes por la comparativa con el año pasado, cuando se produjo una escalada de la inflación más acusada, si bien destacó que se verán “niveles prácticamente de la mitad que el año pasado”.

En cuanto a la nueva norma que el Gobierno prevé aprobar mañana, martes, en el Consejo de Ministros, para acelerar el objetivo de que las mujeres alcancen una cuota del 40% en los consejos de administración de las grandes empresas, Calviño lo justificó en que hasta ahora había “recomendaciones” y con la nueva norma se pretende “acelerar ese proceso”.

Al ser cuestionada sobre la falta de una presidenta del Gobierno, defendió que hay tres vicepresidentas en el Ejecutivo actual, lo que “demuestra ese avance”.

También apuntó, sobre los códigos de buenas prácticas para hipotecados vulnerables y para mejorar la atención a los mayores, que este jueves se reunirá con las organizaciones financieras, con los consumidores y con Carlos San Juan para evaluar su funcionamiento y ver “si tenemos que tomar medidas adicionales”.

Por último, sobre el ‘caso Mediador’, Calviño se alineó con la versión dada por otros ministros respecto a que no le consta “ninguna relación” entre este caso y los fondos europeos para la recuperación. Asimismo, recalcó que se investigará internamente la relación con la Fundación Internacional y para Iberoamérica de Administración y Políticas Públicas (Fiiapp), que ella preside, si bien “las auditorías que se han hecho no arrojan ninguna conducta inadecuada”.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Archivado En

_
_