_
_
_
_
_
Renta fija

Sabadell capta 500 millones en ‘cocos’ al 9,4%, casi el doble que hace un año

La demanda supera los 2.000 millones

El Presidente del Banco de Sabadell, Josep Oliu, en la pasada junta de accionistas de marzo
El Presidente del Banco de Sabadell, Josep Oliu, en la pasada junta de accionistas de marzoGetty Images

En noviembre Sabadell consideró que no se daban las condiciones para amortizar de manera anticipada un bono contingente convertible (cocos en la jerga) de 400 millones emitido en 2017 por el que paga un cupón del 8,516%. Dos meses después y ante las expectativas de que el coste de financiación siga subiendo, la entidad ha optado por tomar consciencia de que los bancos centrales seguirán subiendo los tipos y que retornar a los precios registrados años atrás será imposible. Como ya se demostró el martes, los emisores aprovecharán la venta de comienzos de año para acelerar las operaciones previstas.

Un día después de que BBVA y Santander dieran el pistoletazo de salida al mercado de capitales, Sabadell les siguió los pasos. El banco captó 500 millones en cocos, importe que podría ser empleado para la recompra de la emisión de hace cinco años a finales de febrero, fecha de la próxima ventana.

El apetito mostrado por los inversores permitió elevar el importe desde los 400 millones de euros iniciales. La demanda superó los 2.000 millones. Eso sí, los títulos pagarán un cupón trimestral del 9,375%, muy por encima del 5% abonado en la última colocación de este tipo realizada en noviembre de 2021. La primera ventana de amortización será en enero de 2029. A partir de entonces y cada cinco años el cupón se actualizará tomando como referencia el midswap (tipo de interés libre de riesgo) más un diferencial de 683 puntos básicos.

Crédit Agricole actuó como coordinador global de la operación. Sabadell, Barclays, Bank of America, Deutsche Bank y Goldman Sachs completaron la lista de entidades colocadoras de la emisión.

Los cocos, el tipo de deuda de más riesgo, son instrumentos híbridos que tienen elementos de deuda –pagan un interés al comprador– y de capital –pueden absorber pérdidas–. Su principal característica es que pueden convertirse en acciones si la ratio de capital de máxima calidad CET1 desciende por debajo de un determinado nivel. En el caso de Sabadell esto ocurriría si baja del 5,125%. A día de hoy este indicador se sitúa en 12,48%.

La estrategia seguida por Sabadell se sitúa en línea con la implementada por Santander en febrero de 2019. Hace tres años la entidad que preside Ana Botín generó un gran revuelo al no amortizar la emisión de marzo de 2014.

En la avalancha de emisiones que se vivió ayer en el mercado, en la que el sector financiero ocupó un papel protagonista, ¡la única emisión de deuda AT1 corrió a cargo de la entidad francesa Crédit Agricole. El banco colocó 1.250 millones en cocos con opción de amortización al sexto año. Los inversores exigieron a la entidad un cupón del 7.625%.

Junto a Sabadell, este miércoles BNP Paribas ha colocado 1.250 millones en cocos con opción de amortización anticipada al séptimo año y medio. La operación partía con un cupón del 7,75% y gracias al apetito mostrado por los inversores se ha rebajado al 7,35%. La demanda ha superado los 2.800 millones.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Sobre la firma

Gema Escribano
Periodista económica, con 13 años de experiencia como redactora. Formó parte de la web de Cinco Días desde 2010 hasta 2017 cuando pasó a integrar la sección de Mercados. Especializada en información bursátil y mercado de deuda. Estudió periodismo en Universidad Carlos III.

Archivado En

_
_