Comitas e-health, rayos X y electros a domicilio o en misiones de paz

La empresa ofrece unidades móviles para acercar las radiografías al paciente

Es pionera en telemedicina y realiza diagnósticos a distancia desde hace 25 años

Unidad móvil de Comitas e-health, que ofrece radiografías y ecografía a domicilio.
Unidad móvil de Comitas e-health, que ofrece radiografías y ecografía a domicilio.

La pandemia, el miedo al contagio y las largas lista de espera en los ambulatorios han disparado las actividades en telemedicina. “Se trata de un concepto que se ha puesto de moda últimamente y, en su nombre, surgen muchas empresas cada día. Sin embargo, hace 25 años nadie hablaba de ello”, sostiene Aquilino Antuña, director general de Comitas e-health. Entonces, solo esta empresa manchega se atrevió a ofrecer servicios de asistencia médica a pacientes que se encontraban a miles de kilómetros de cualquier centro sanitario y que necesitaban ser atendidos.

El origen de esta compañía tiene lugar en el año 1995. Aparece como filial de la tecnológica Tecnobit, al amparo de las comunicaciones vía satélite que utilizaban los buques militares (servicio Inmarsat).

Los responsables de la empresa se dieron cuenta de las necesidades médicas que tenían los soldados en misiones de paz, y en destinos como Libia o Afganistán vieron que no contaban con sanitarios en su entorno cuando tenían problemas de salud o a la hora de hacerse pruebas de diagnóstico.

Alegría Activity, afincada en Vitoria, adquirió el pasado año el 90% del accionariado

Así que se pusieron manos a la obra e hicieron posible, a través de un equipo de telemedicina dotado de un software, conectar los militares, en aquellos lejanos destinos, con el Hospital Militar Gómez Ulla de Madrid, donde se encontraban sus cardiólogos, traumatólogos, dermatólogos... “A través de un innovador sistema de telemedicina, los médicos podían emitir un diagnóstico a aquellos soldados y a mucha distancia”, cuenta Antuña.

El principio no fue nada fácil, recuerda el directivo, pero la larga experiencia en este tipo de servicios de asistencia sirvió a la empresa para despegar en el campo de la telemedicina y consolidarse en el sector. Hoy, la firma cuenta con 20 personas en su plantilla y prevé facturar este año dos millones de euros, lo que supone un alza del 100% respecto a 2021.

Equipo y clientes

El equipo de Comitas, la joya del negocio, consiste en un maletín transportable en el que se incluye todo lo necesario para hacer un chequeo al paciente: un electrocardiograma, un monitor de signos vitales, oxígeno en sangre, cámaras de exploración, un ecógrafo, etc. Según el director general de la empresa, “el centro médico en remoto no necesita de ningún profesional al lado y es de fácil manejo por parte del paciente. Es decir, cualquier persona puede utilizarlo”. Además, dispone de todo el material necesario para que el médico, que se ubica a miles de kilómetros del enfermo, pueda elaborar un diagnóstico preciso y en tiempo real.

Las Fuerzas Armadas, cárceles o grandes barcos de pesca, algunos de sus clientes

Durante todos estos años, Comitas ha trabajado con clientes como las Fuerzas Armadas, instituciones penitenciarias y grandes barcos de pesca. También ha dado servicio a diferentes misiones humanitarias en varios puntos del mundo. “Y todo con gran seguridad. La información de nuestros pacientes la transportamos encriptada, con unas exigencias de protección muy severas y, posteriormente, la almacenamos en servidores propios”, añade Antuña.

Un paso más allá

Maletín de telemedicina.
Maletín de telemedicina.

Además de la citada actividad principal, esta pequeña empresa acaba de poner en el mercado unas unidades móviles con las que “llevará la sanidad al enfermo y no al revés”, apunta Antuña. Estas unidades transportables están provistas de rayos X, ecógrafos, y material adecuado para realizar al paciente pruebas diagnósticas, revisiones generales, dermatológicas, de otorrinolaringología o de oftalmología, sin que tenga que moverse de su domicilio. “Significa que Comitas, da un paso más en su servicio de asistencia médica a distancia, llevando las pruebas de diagnóstico a la puerta de cualquier particular, evitando el traslado de enfermos a hospitales o centros de salud”, comenta.

Nuevo accionista

Y esto es posible después de que la sociedad Alegría Activity, afincada en Vitoria y especializada en unidades móviles de todo tipo de servicios (vacunación, quirófanos), adquiriera el pasado año el 90% del accionariado de Comitas. La firma dirigida por Juan Jesús Alegría amplió el capital de la manchega en alrededor de 700.000 euros, para llevar a cabo esta actividad de radiografías y ecografías a domicilio.

Con estas nuevas unidades, cualquier persona que necesite hacerse una radiografía porque ha tenido una lesión o porque tenga molestias en una parte de su cuerpo, puede solicitar una cita con Comitas a través de un calendario online, y fijar una consulta en el día y la hora que le venga mejor. La unidad móvil acudirá a su domicilio en esa fecha establecida. El coste de esta prueba es de alrededor de 90 euros.

Interior de la unidad móvil.
Interior de la unidad móvil.

Una vez realizada la prueba y desde la página web, el paciente podrá descargar el informe radiológico junto con los resultados de la placa antes de 48 horas. El directivo señala que “para realizar cualquier prueba, el usuario necesitará que un médico le extienda un volante”.

La compañía cuenta con 200 médicos de la empresa Asmedit, con la que mantiene un acuerdo de colaboración. De esta forma, uno de estos profesionales realizará una consulta por internet con el paciente y le extenderá un volante para pautar la prueba si lo precisa. Fuentes de Comitas aseguran que “este sistema va dirigido fundamentalmente a personas dependientes o con movilidad reducida por edad, por lesiones y enfermedad, o incluso a aquellas que vivan en lugares alejados y que no deseen desplazarse hasta un centro médico”.

De este modo, Comitas e-health extenderá la telemedicina y las pruebas de diagnóstico a la puerta de casa, evitando el traslado de enfermos a hospitales o centros de salud, y acercando la asistencia médica a la España vaciada.

Además, la compañía destaca “la tecnología avanzada en diagnóstico por imagen de estas unidades que permite cubrir todas las necesidades radiológicas”. También estos equipos cuentan con un vestuario disponible para el paciente, a fin de respetar su intimidad.

Planes de expansión

De momento, Comitas opera solo en el ámbito privado con sus dos unidades móviles que recorren Madrid, pero Antuña prevé que la empresa “esté presente en el resto de provincias españolas a medio plazo”. También estima trabajar para la sanidad pública y aseguradoras privadas. Para ello, realiza presentaciones de sus consultas a los seguros médicos y a las instituciones, con el ánimo de que estas incluyan sus servicios. “Ahorrarían tiempo y gasto en desplazamientos de pacientes al hospital”, insiste.

Además, a Antuña le preocupa que “la sanidad pública esté dedicando el 70% de los traslados de ambulancias a pacientes que van a hacerse pruebas y no a los que se desplazan porque tengan una urgencia real. Con nuestras unidades móviles se evitarían muchos desplazamientos de este tipo. Lo ideal sería no mover pacientes sino datos”, concluye.

Las residencias de mayores, la próxima apuesta de la compañía

Aquilino Antuña, director general de la empresa.
Aquilino Antuña, director general de la empresa.

Potencial. Comitas e-health aumentará su negocio ofreciendo radiografías y ecografías en las residencias de mayores (5.500 en España).

Presencia. La compañía de telemedicina ya ha comenzado a trabajar en algunos de estos centros de mayores en Madrid y estudia su incursión en otras provincias.

Ahorro. Con esta actividad, la firma prevé evitar no solo los miles de desplazamientos que realizan los enfermos de las residencias al hospital para hacer pruebas, sino que trata de eliminar el malestar y los ­problemas de salud que esos traslados conllevan.

Recursos. De momento, Comitas e-health solo cuenta con dos unidades móviles, pero irá ampliando sus recursos tanto materiales como profesionales en función de la demanda futura.

Normas
Entra en El País para participar