Financiación

El euríbor entra en positivo seis años después y encarece más las hipotecas variables

El índice hipotecario se sitúa en el 0,05%

Euríbor en positivo Pulsar sobre el gráfico para ampliar

El euríbor a 12 meses, el principal índice al que se referencian las hipotecas a tipo variable, ha entrado en terreno positivo por primera vez en más de seis años. El euríbor se situó ayer en el 0,05%, un nivel que no tocaba desde el 11 de enero de 2016, si bien no fue hasta principios de febrero de ese año cuando el índice entró en terreno negativo.

El alza de las subidas de las rentabilidades de la deuda soberana, impulsadas por la subida de la inflación, ha llevado al mercado a descontar que el Banco Central Europeo acelere su retirada de estímulos y suba tipos antes de lo previsto y deje la tasa de depósito al cero. El mercado espera que este jueves el banco central de alguna pista en la reunión de su consejo de gobierno.

El euríbor ha pasado de iniciar el año en el -0,5% a entrar en terreno positivo en menos de tres meses. Si bien, la tasa provisional de abril se mantiene aún en terreno negativo, en el -0,057%, pero por encima del -0,237% de marzo.

De continuar esta tendencia el resto del mes, aquellos que tengan que revisar la hipoteca a cierre de abril verán como sus cuotas se encarecen, dado que hace un año el euríbor cerró en una tasa media del -0,484%.

Desde Bankinter consideran que la escalada del euríbor se mantendrá y cerrará el año en el 0,4% para escalar al 0,8% en 2023. Más moderación muestran en CaixaBank, donde prevén que el euríbor cierre este ejercicio en el 0,13% para subir el próximo año al 0,85%.

Desde HelpMyCash aseguran que ante un escenario de subida de tipos, los bancos ya están aplicando unos intereses más altos a los préstamos que se conceden entre ellas, lo que provoca que el euríbor cotice al alza.

El rally del euríbor ha llevado a la banca a modificar en solo unas semanas su oferta hipotecaria y a relanzar sus créditos variables para hacerlos más apetecibles y endureciendo los fijos. De consolidarse esta tendencia, el tipo variable –al que están referenciados cuatro millones de hipotecados, que representan 400.000 millones de euros de saldo vivo hipotecario–volverá a convertirse en la estrella de la oferta hipotecaria bancaria. En la actualidad, el 70% de las nuevas hipotecas son a tipo fijo, el porcentaje más alto de la historia, según datos del INE.

Normas
Entra en El País para participar