Funcas rebaja cuatro décimas su previsión de crecimiento para 2022, hasta el 5,6%

BBVA estima un repunte en el PIB de este año del 5,5%

Tienda de Apple en Valencia
Tienda de Apple en Valencia Europa Press

La Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas) ha rebajado en cuatro décimas su previsión de crecimiento para este año, hasta el 5,6%, y proyecta una subida del 3,5% para 2023. Además, mantiene sin cambios su estimación de crecimiento del PIB de 2021 en el 5,1%, a la espera de conocer el dato oficial. 

Estas son las principales conclusiones de su informe "Previsiones económicas para España 2021-2023", publicado este jueves, que pronostica que el país no recuperará los niveles del PIB previos a la covid-19 hasta el primer trimestre del próximo ejercicio.

Los responsables de Funcas han recordado que el crecimiento de 2021 se situará por debajo del que se esperaba al inicio del año, más próximo al 6%, debido a factores como la variante ómicron, una ejecución de los fondos europeos "inferior" a lo que se pretendía y una recuperación del consumo también más débil.

Este último punto lo relaciona con el hecho de que los españoles hayan gastado con menor intensidad el excedente de ahorro acumulado en 2020, un remanente que no obstante continúa ahí y que debería liberarse a lo largo de este año.

Su previsión de que el PIB subirá un 5,6% al cierre de 2022 se basa en que la demanda interna aporte 5,2 puntos del crecimiento para todo el año, a lo que se suman otras cuatro décimas gracias al sector exterior.

El tirón de la inversión en construcción y en bienes de equipo, así como el incremento de renta disponible aportado por la creación de empleo -compensando la pérdida de poder adquisitivo de los salarios por la inflación- son también factores que tendrán un papel destacado.

Además, Funcas augura una recuperación progresiva del turismo extranjero, un capítulo que debería generar ya en 2022 el 80% de los ingresos que producía antes de la pandemia y el 90% en 2023.

Sus cálculos también recogen una aceleración de la ejecución de fondos europeos "Next Generation", hasta sumar un gasto total próximo a los 24.000 millones de euros este año -ahí incluye cerca de 12.000 millones no ejecutados en 2021- y en torno a 19.000 millones en 2023.

Como mayor desafío de cara al actual ejercicio, sus analistas apuntan a la inflación de los precios de la energía, aunque sus estimaciones parten de la hipótesis de que la electricidad y el petróleo bajarán a partir de primavera.

Su previsión es que la inflación media anual sea mayor este ejercicio que el anterior (3,7% frente al 3,1% de 2021) para caer hasta el 2% en 2023.

El informe de Funcas resalta igualmente el fuerte crecimiento del empleo en España, lo que ha hecho mejorar sus cálculos sobre el paro, que de acuerdo con sus cifras debería bajar del 15% al 14% en 2022 (tres décimas menos de lo que calculaba anteriormente) y al 13% el año que viene (ocho décimas por debajo de su última proyección).

Por su parte, el servicio de estudios del BBVA proyecta que la economía española mantenga tasas de crecimiento del entorno del 5% también en 2023, alargando el ciclo alcista del país después de que la subida del PIB de este año y el pasado fuera menos expansiva de lo estimado inicialmente. Así se desprende del informe "Situación España" del BBVA Research, difundido este jueves.

El banco rebaja en una décima su previsión sobre el cierre de 2021, hasta el 5,1%; mantiene intacta su última estimación para 2022, en el 5,5%; y apunta a un crecimiento del 4,9% en 2023. Sus cálculos para el próximo ejercicio superan sensiblemente los pronósticos del Gobierno y de la Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas), que coinciden en esperar un incremento del 3,5%, y se sitúan también por encima de las predicciones del Banco de España, que apuntan a una subida del 3,9%.

Normas
Entra en El País para participar