'Fintech'

El Banco de España autoriza la compra de Afterpay por Square por 29.000 millones de dólares

La operación estaba solo pendiente de la aprobación del regulador español.

Pablo Hernández de Cos, gobernador del Banco de España.
Pablo Hernández de Cos, gobernador del Banco de España.

El Banco de España ha aprobado la adquisición de Afterpay, la empresa australiana pionera en el mercado del "compre ahora y pague después", por parte de Block (antes llamada Square, la empresa de pagos digitales creada por el fundador de Twitter), por 29.000 millones de dólares (unos 25.402 millones de euros al cambio actual). La operación estaba pendiente solo del visto bueno del Banco de España, tal y como dio a conocer el pasado 2 diciembreAfterpay informó de que se había visto obligada entonces a retrasar su junta de accionistas para aprobar la operación prevista  para el pasado 6 de diciembre por esta razón.

Ahora, tras la aprobación del Banco de España, la adquisición será inminente y se ejecutará sin la necesidad de recibir más aprobaciones por parte de los accionistas ni de la institución bancaria, según ha explicado la compañía en un comunicado. El plan para dar por finalizada la compra cumplirá con un calendario detallado que terminará el 3 de febrero.

Elana Rubin, presidenta de Afterpay, ha destacado en un comunicado que la compañía ha demostrado que la innovación en el campo de las finanzas es posible. "La tecnología financiera que hemos creado desde Australia está alcanzando proporciones globales y tanto el equipo como a mí nos emociona especialmente esta nueva etapa que tenemos previsto ejecutar el próximo 1 de febrero de 2022. En nombre del consejo de administración y de la dirección queremos dar las gracias a nuestros accionistas, clientes y stakeholders por apoyar en todo momento el potencial de la compañía y por compartir nuestra visión de ofrecer igualdad y libertad financiera a todos nuestros clientes”, ha remarcado.

La fusión se va a llevar a cabo mediante un intercambio accionarial. Block ofrece 0,375 de sus títulos por cada acción de Afterpay y el grupo resultante seguirá cotizando en Nueva York, con contratación secundaria en Sidney. Block cotiza este miércoles en los 147,51 dólares, con una capitalización bursátil de 67.910 millones de dólares. Los títulos de Afterpay están a 77 dólares australianos y su capitalización es de 22.850 millones. 

La compañía ha indicado que se suspenderá la cotización de las acciones de Afterpay el 19 de enero en la ASX, el Mercado de Valores de Australia. Un día después, empezarán la cotización de CDI de Block en esta bolsa bajo el símbolo SQ2.

La compañía australiana ya había avanzado en diciembre que veía poco probable que el retraso en la aprobación por parte del Banco de España fuese a impedir que la operación culminara con éxito. La transacción, como se explicó en agosto pasado cuando se conoció la noticia, será la mayor de una empresa australiana, superando la compra de los centros comerciales Westfield por Unibail-Rodamco por 24.700 millones en 2017. También estará entre las mayores adquisiciones de la historia de la industria tecnológica, por encima de lo que pagó Facebook por WhatsApp o Microsoft por LinkedIn.

La causa del retraso del regulador español se ha debido exclusivamente a que ambas empresas tardaron en realizar la notificación al Banco de España. Según explicó CincoDías, el procedimiento formal de autorización se inició en noviembre, demasiado tarde para tenerlo resuelto en los primeros días de diciembre. El supervisor español debía dar el visto bueno para que las subsidiarias de Afterpay y Square se fusionen en el país, al igual que el resto de reguladores nacionales donde las compañías están presenten.

Afterpay, cuyos servicios son utilizados por más de 100.000 comercios en Australia, EE UU, Canadá, Nueva Zelanda, Reino Unido, Francia, Italia y España, opera en España con la marca Clearpay, tras adquirir la fintech española Pagantis en 2020 por 50 millones de euros. Esta compañía tenía licencia del Banco de España, la cual utiliza para operar en otros países de la UE.

Por su parte, Square llegó a España a mediados de junio de 2020 con la adquisición de Verse, la aplicación de pagos española participada mayoritariamente por Bernardo Hernández, ex ejecutivo de Google y Yahoo. La compra se realizó por entre 30 y 50 millones.

Normas
Entra en El País para participar