Ciberseguridad >

BlackBerry, su negocio más allá de la muerte de sus dispositivos

El exfabricante de móviles se ha convertido en uno de los principales proveedores de software para coches eléctricos y el 69,5% de sus ingresos vienen de la ciberseguridad

Un empleado de ciberseguridad de Blackberry en su central de operaciones
Un empleado de ciberseguridad de Blackberry en su central de operaciones FOTO DE ARCHIVO

La nostalgia por la muerte de los dispositivos de la marca BlackBerry, que ocasionaron furor en todo el mundo entre 2005 y 2010, invadió las redes sociales este miércoles cuando la compañía anunció que sus teléfonos y tabletas ya no se podrían actualizar ni conectar a internet. Sin embargo, en contraste con la creencia popular, estos dispositivos habían dejado de ser el principal negocio de la empresa hace mucho.

De hecho, en los últimos años, la compañía se ha reinventado para situarse como uno de los grandes nombres en ciberseguridad del mundo, y también ha incursionado en el sector del internet de las cosas (IoT por su siglas en inglés), término que define a la interconexión autónoma de los dispositivos a través de redes para que puedan interactuar entre ellos o recolectar datos.

Entre septiembre y noviembre de 2021 Black­Berry reportó ingresos totales de 184 millones de dólares. De ellos, el 69,5% vino del negocio de ciberseguridad y el 23,3% del negocio de internet de las cosas, mientras que solo un 7,2% venía de las licencias de sus productos. Sobre este resultado, John S. Chen, su actual consejero delegado, afirmó que la compañía había superado las expectativas en crecimiento y ganancias por segundo trimestre consecutivo “a pesar de las inversiones para impulsar el crecimiento de los ingresos en el futuro”.

Chen ha sido el artífice de la transición de la empresa. Cuando tomó las riendas en 2013, el ejecutivo comprendió que, en el contexto del ascenso de los smartphones en el que su compañía se estaba quedando rezagada, Black­Berry tenía que buscar otras fortalezas para no desaparecer. Es así que emprendieron una larga serie de adquisiciones que les permitirían transitar hacia un nuevo giro.

Entre las compras más destacadas de los últimos años están WatchDox, una empresa de intercambio y sincronización de archivos; AtHoc, un proveedor de comunicaciones de emergencia seguras en red, y Cylance, una compañía especializada en inteligencia artificial para IoT. De hecho, en 2021 BlackBerry fue reconocida por International Data Corporation como una de las empresas líderes en gestión y seguridad unificada de dispositivos, servicio que brinda a través Cylance,

Por otra parte, el soft­ware QNX de BlackBerry se ha consolidado como uno de los más populares para la automatización de trenes, equipo industrial y equipo médico. De hecho, la empresa se jacta de que 24 de los 25 principales fabricantes de vehículos eléctricos utilizan su sistema operativo en sus productos.

“Si bien el fin de los dispositivos es el fin de una era, también es una celebración de en qué nos hemos convertido. Hoy en día, nuestros servicios conectan y protegen a millones de personas y empresas diariamente”, ha afirmado Chen en un breve epitafio para sus teléfonos móviles, dejando claro que BlackBerry ha dejado morir este negocio para poder renacer como empresa.

¿Qué es el 'Internet de las cosas' (IoT)?

El internet de las cosas, también conocido como IoT por sus siglas en inglés, es un término que describe la interconexión de los objetos físicos (“cosas”) que llevan incorporados sensores, software y otras tecnologías que les permite intercambiar datos con otros dispositivos y sistemas a través de internet. Estos dispositivos van desde objetos domésticos comunes hasta herramientas industriales sofisticadas. Por ejemplo, permite a los asistentes como Alexa o Google Home detectar televisores, relojes, refrigeradores o hasta coches autónomos e intercambiar información con ellos. Según la empresa Oracle, actualmente hay unos 10.000 millones de dispositivos IoT y se prevé que este número aumentará a 22.000 millones para el 2025.

Normas
Entra en El País para participar