El Ejecutivo aprueba las bases del Perte del vehículo eléctrico para movilizar 11.900 millones

El presupuesto máximo de las ayudas procedentes del fondo 'Next Generation EU' será de 2.975 millones

Un coche eléctrico cargando en una electrolinera en Bilbao.
Un coche eléctrico cargando en una electrolinera en Bilbao.

El Gobierno ha ratificado las bases por la que se regirá la concesión de las ayudas por un valor de 2.975 millones de euros correspondientes a la parte industrial del Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica del Vehículo Eléctrico y Conectado (Perte VEC), que prevé movilizar 11.900 millones en inversión público-privada.

La orden publicada este martes en el Boletín Oficial del Estado (BOE) sigue las líneas anunciadas por el Ejecutivo el pasado mes de julio. Así, el presupuesto máximo de las ayudas procedentes del fondo 'Next Generation EU' será de 2.975 millones de euros, de los cuales 1.425 millones serán en forma de préstamo y 1.550 millones en forma de subvenciones.

Estas ayudas se complementarán con las ayudas del Plan Moves, el Programa Moves Proyectos singulares, el programa tecnológico de movilidad sostenible del CDTI, inteligencia artificial y vehículo conectado hasta llegar a los 4.300 millones de euros. De esta manera, el desarrollo del proyecto prevé una inversión total de más de 24.000 millones de euros hasta 2023.

Las ayudas previstas en esta orden fijan el límite temporal de las concesiones en 2023, y el plazo máximo de realización en el 30 de septiembre de 2025.

Agrupaciones empresariales

Como ya avanzó en julio la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, la orden establece un "modelo colaborativo de solicitud", por lo que las entidades interesadas en acceder a estos fondos deberán constituir una agrupación de empresas sin personalidad jurídica y suscribir un acuerdo interno con carácter previo a la formalización de la solicitud.

Dichas agrupaciones deben estar organizadas en torno al sector industrial de automoción e integrar como mínimo a cinco entidades jurídicas "diferenciadas" que no pertenezcan al mismo grupo empresarial. Además, la alianza empresarial debe abarcar un mínimo de dos comunidades autónomas y estar conformada por pymes en un 40% o más de las entidades participantes.

En paralelo, al menos una de las entidades integradas en la agrupación debe pertenecer al CNAE 291 (fabricación de vehículos de motor) y otra al CNAE 293 (fabricación de componentes, piezas y accesorios para vehículos de motor).

Bloques de actuación

Asimismo, las solicitudes denominadas proyectos tractores deberán incluir proyectos primarios que involucran a varios eslabones de la cadena de valor del sector. De este modo, estará obligados a presentar bloques relacionados con la fabricación de equipos originales y ensamblaje (OEM), de baterías o pilas de hidrógeno, y de otros componentes esenciales adaptados al vehículo eléctrico y conectado. En paralelo, también deben presentar planes de Economía Circular, Digitalización, y Formación y Reciclaje Profesional.

Con carácter adicional, las agrupaciones pueden presentar bloques de actuación relacionados con la fabricación de componentes del vehículo inteligente y de sistemas de recarga, así como los vinculados a la conectividad del vehículo eléctrico.

El Perte VEC fue el primer plan presentado por el Gobierno español y ya ha recibido la autorización por parte de la Comisión Europa. En la actualidad, España es el segundo fabricante europeo de vehículos y el noveno a nivel mundial. Además, la automoción representa el 11% de la cifra de negocios del total industrial y supone el 15% de las exportaciones españolas.

Ganvam critica: se deja fuera a los vendedores

La aprobación de las bases reguladores del Perte del vehículo eléctrico no ha dejado satisfecho a todo el sector. Es el caso de la asociación nacional de vendedores de vehículos (Ganvam). La asociación avisó que en las primeras bases reguladoras del Perte “se ha dejado expresamente fuera a los vendedores y reparadores de automoción, una pata del sector que, con el cambio de paradigma hacia un modelo digital podría perder hasta 70.000 empleos, lo que equivale a la misma cifra que trabaja en las plantas españolas de montaje de vehículos”.

Acercan el coche eléctrico de Seat en Martorell

La publicación en el BOE de las ayudas incluidas en el Perte del vehículo eléctrico y conectado allana el camino para que Seat fabrique hasta 900.000 coches eléctricos en Martorell (Barcelona) y Navarra a partir de 2025. La aprobación del Perte abre también la puerta a que Volkswagen instale en España, en ubicación aún por decidir, una gigafactoría de baterías para vehículos eléctricos.

Normas
Entra en El País para participar