Netflix sube sus tarifas en España este lunes en plena guerra del 'streaming'

El plan estándar pasa a costar 12,99 euros y, el premium, 17,99, uno y dos euros más que ahora. El plan básico se mantiene en 7,99 euros. La compañía justifica la subida por la mejora del servicio y la mayor inversión en producciones

Tarifas y precios de Netflix
Logo de Netflix en un móvil con imágenes de películas y series de fondo.

Netflix vuelve a subir sus tarifas en España en plena guerra del streaming. Es la tercera vez que lo hace desde que lanzó el servicio en el país en 2015; la última fue en junio de 2019. Los precios se elevan entre un 8,3% y un 12,5%, según el plan elegido por el usuario. El único que se mantiene intacto es el básico, que sigue costando 7,99 euros.

La tarifa estándar, que permite ver contenidos en alta definición y en dos dispositivos al mismo tiempo, se eleva un euro, de 11,99 euros mensuales a 12,99. Por su parte, el plan premium, que permite ver contenidos en 4K y desde cuatro dispositivos, se incrementa dos euros, de 15,99 a 17,99 euros.

La compañía aclara que el cambio de tarifas se aplicará a todos los nuevos miembros de los planes estándar y premium a partir de hoy, mientras que los suscriptores existentes de ambas tarifas comenzarán a recibir notificaciones por correo electrónico así como en la aplicación de Netflix a partir del 18 de octubre y según su ciclo de tarifa.

Aunque la multinacional no ofrece datos de abonados en España, habría alcanzado los 4,5 millones de suscriptores a finales de 2020, según Digital TV Research. Estimaciones de la CNMC apuntaban en abril que los gigantes del streaming, entre los que están Netflix, Amazon, HBO y Disney+, superaron los 8 millones de contratos en el país el pasado año. Un 30% más que en 2019.

La subida de precios de Netflix en España era esperada, después de que aplicara la misma política en EE UU en octubre de 2020 y en otros países europeos como Francia este agosto. “Estamos actualizando los precios para poder reflejar las mejoras de nuestro catálogo de series y películas, y la calidad de nuestro servicio. Y lo más importante: para poder seguir mejorando nuestra propuesta de valor”, dice un portavoz de la compañía. “Nuestro objetivo es ofrecer un entretenimiento que supere las expectativas de nuestros suscriptores”.

La empresa recuerda que entre 2016 y septiembre de 2021 han lanzado más de 50 títulos hechos en España y han participado en 70 producciones cinematográficas. Solo en 2020, estrenaron 16 títulos españoles que dieron la vuelta al mundo, entre ellos nuevas temporadas de Élite, series como Valeria, películas como Orígenes secretos o unscripted de La casa de papel.

Netflix asegura que su compromiso con la ficción española sigue creciendo, como demuestra el anuncio de 13 nuevos proyectos en el primer semestre de este año (cuatro películas, tres unscripted, un documental, dos nuevas temporadas y tres nuevas series). También destaca la lista de títulos que tienen por estrenar próximamente, entre ellos la parte final de La Casa de Papel, series como The Witcher S2, y películas como El poder del perro y Alerta roja.

Netflix

En la mejora de su servicio, la compañía resalta la función “reproducir algo”, para ayudar a encontrar contenido más fácilmente en la plataforma; nuevas herramientas para añadir más controles parentales; la opción de "descargas inteligentes" (para eliminar los episodios cuando se terminan de ver y descargar automáticamente el siguiente) y las "descargas parciales" (para poder empezar a ver el contenido aunque no se haya terminado de descargar).

Netflix facturó el pasado año 46,2 millones en España, un 74% más que en 2019, y obtuvo un beneficio de 2,2 millones, un 57,1% más. Su facturación se disparará este año, después de que la compañía anunciara que, a partir de este año, reconocerá los ingresos generados por los suscriptores de España en el país.

Netflix sube sus tarifas en España este lunes en plena guerra del 'streaming'
AFP

Desde el sector aseguran que Netflix, que ha ralentizado el crecimiento de sus suscriptores, se ve obligada a subir los precios cada cierto tiempo para seguir con su fortísima inversión en creación de contenido exclusivo y poder seguir siendo competitivo. A cierre de junio, su deuda ascendía a 14.926 millones de dólares. La firma ha empezado a diversificar y ya ofrece videojuegos a sus suscriptores (también en España) por la misma tarifa.

La subida de precios de Netflix llega mientras crece la competencia con Disney+ y Amazon Prime Video y se espera el desembarco de HBO Max en España el próximo 26 de octubre, un servicio que costará 8,99 euros al mes, el mismo que tiene HBO España en la actualidad, aunque ofrecerá un abono anual por 69,99 euros. Entre las novedades que ha anunciado esta compañía destaca que a partir de 2022 tendrá disponibles en España las películas de Warner 45 días después de su estreno en cines sin coste añadido. 

Netflix, al igual que sus rivales, afronta cambios en España, pues con la nueva Ley audiovisual que está impulsando el Gobierno deberán aportar dinero para financiar obra europea y financiar RTVE.

Normas
Entra en El País para participar